Belén Esteban ha vuelto a la carga. Tras unas semanas que no ha aparecido demasiado en escena en Sálvame, ayer ya empezó a ser la de siempre.

Jesulín de Ubrique grabará una docuserie sobre su vida para Netflix. El torero hablará de su trayectoria en los ruedos y también de su relación con su familia, su exmujer, Belén Esteban, o su actual pareja, María José Campanario. Eso sí, el diestro ha marcado una gran línea roja antes de sentarse ante las cámaras: que no se hable de su relación con su primera hija, Andreita Janeiro.

Con esta docuserie, Jesulín de Ubrique sigue la estela de Rocío Carrasco, que abrió el camino de este tipo de historias en Telecinco el año pasado. Según la noticia avanzada por el portal Bluper, en esta nueva producción de Netflix Jesulín de Ubrique hablará de diversos temas: su gran éxito en los ruedos, sus pinitos en el mundo de la televisión y la música, su relación sentimental con Belén Esteban, su matrimonio con María José Campanario...

Todo menos un tema muy concreto: su relación con su hija Andreita, fruto de su matrimonio con Belén Esteban. Por todos es sabido, tal y como ha revelado en más de una ocasión la "princesa del pueblo", que la relación entre padre e hija es distante y tirante.

Después de descubrir el proyecto en el que se encuentra trabajando su ex, Belén Esteban tomaba la palabra en el plató de Sálvame: “Veo fenomenal que Jesús lo haga. Creo que tiene una vida… No lo veo nada mal. Entiendo que salga su mujer perfectamente”, comentaba. Sin embargo, Esteban ha dado el paso y ha amenazado a Jesulín. "Más vale que cuentes las cosas como son, porque si no, la que empezará a habar soy yo, que te quede claro", ha amenazado la tertuliana.

En uno de los intermedios, una reportera le preguntó a Belén qué lleva dentro del bolso: "Pues mira, llevo tabaco, la cartera, las estampitas de la virgen, la funda de las gafas de mi pader y las tarjetas de mi empresa, porque nunca sabes cuando las puedes necesitar", aseguró la tertuliana.