Historia

Cuando Ibiza odiaba a los hippies o 'peluts'

Desde mediados de los 60 eran "deportados" de la isla e incluso se registró una batalla campal en Santa Eulària

Cuando Ibiza odiaba a los hippies o 'peluts'

Cuando Ibiza odiaba a los hippies o 'peluts' / DI

J. Torres

J. Torres

A partir de los años 50 Ibiza se convirtió en uno de los principales destinos de la comunidad hippie de todo el mundo. En aquella época franquista, la presencia de los 'peluts' (melenudos en catalán) se hizo en muchos casos incómoda para algunos ibicencos y las fuerzas de seguridad.

Diario de Ibiza se hizo eco de muchos de los acontecimientos relacionados con esta situación. Hoy en día estas informaciones parecen estrambóticas, pero en aquella época eran de lo más habitual.

El 2 de octubre de 1965 se publicó una noticia titulada "Deportado un grupo de melenudos". Lo que se cuenta en ella no tiene desperdicio: "Ayer tarde fuimos testigos de una escena que merece el aplauso de todos. Un grupo de sucios y estrafalarios melenudos, cuya indumentaria iba desde 'vaqueros' rotos a una capa estilo Drácula, fueron acompañados hasta el Muelle por una pareja de la Policía Armada y embarcados en el buque correo que salía para Barcelona. Una medida que, en buena hora, puede suponer el remedio a esa plaga de tipos indeseables que tanto desentonan de la mayoría de visitantes que recibe la Isla y tan poco favor hacen al prestigio turístico de Ibiza".

En estas pocas frases queda en evidencia cuál era el sentimiento en diferentes sectores de la sociedad ibicenca que despertaba este grupo, mayoritariamente compuesto por extranjeros.

Estas deportaciones y redadas para intentar echar a los 'peluts' de Ibiza eran habituales en esta época.

En agosto de 1969 Es Diari se hacía eco de la detención en Formentera de 26 "elementos hippies" que vivían en una casa en el campo. Contaba también que la mayoría de ellos practicaban el nudismo, fumaban droga y que en la redada a la vivienda la Guardia Civil había incautado una pistola y 10 navajas y puñales. Entre los detenidos se encontraban ciudadanos ingleses, franceses, norteamericanos, canadienses, italianos, españoles...

La batalla campal

Pero el momento más delicado que vivió la convivencia entre ibicencos y hippies fue sin duda el enfrentamiento que tuvieron en julio de 1971 en Santa Eulària. Tal y como publicaba Diario de Ibiza el 18 de julio sobre los acontecimientos de dos días antes, "un grupo formado por unos 300 presuntos hippies se habían enfrentado a las fuerzas ibicencas del Orden Público y previamente estos presuntos hippies se habían hecho 'dueños' por espacio de unas horas de las más céntricas calles de Santa Eulalia (...) Todo parece que comenzó en una casa rural situada a unos tres kilómetros de Santa Eulalia en San Carlos". La noticia añadía que en los vecinos de la casa de Sant Carles donde moraban los hippies se habían quejado en innumerables ocasiones de que se apropiaban de las frutas y verduras y de que, incluso "habían defecado en los pozos" y hasta habrían zarandeado a una payesa.

Con estos datos, al parecer la Guardia Civil se dirigió a la vivienda para desalojar a los 190 hippies que vivían en ella y eso fue el detonante de todo lo que ocurrió después. Diario de Ibiza contaba que unos 300 "melenudos" marcharon de Sant Carles a Santa Eulària, perturbando y cortando el tráfico.

Una vez en Santa Eulària la situación se complicó. Empezaron a robar bebidas alcohólicas y comida de bares y restaurantes y a provocar muchos disturbios en el centro del pueblo. Los vecinos, hartos de esta situación, habrían salido armados con palos para frenar el follón que se estaba montando en la calle Sant Jaume y alrededores. Y todo eso se convirtió en una batalla campal.

Finalmente todas las fuerzas policiales disponibles en la isla de Policía Armada y Guardia Civil se trasladaron hasta el municipio para disolver el enfrentamiento. Todo acabó con 57 hippies detenidos, "todos ellos muy jóvenes de edad , siendo la nacionalidad más numerosa los norteamericanos, holandeses y franceses. El único español detenido es, al parecer, un mallorquín. Entre los detenidos se encuentran también 22 muchachas", publicaba Diario de Ibiza.

Al día siguiente al suceso los detenidos trasladados en barco a Palma donde pasaron a disposición del Juzgado de Peligrosidad Social.

Suscríbete para seguir leyendo