Dar protagonismo a las parroquias del municipio de Sant Antoni es el objetivo que defiende el alcalde popular y candidato a la reelección por el PP, Marcos Serra, quien destaca que su programa electoral incluye proyectos de embellecimiento, mejora y accesibilidad de los núcleos urbanos de las parroquias.

Serra presume de que en esta legislatura se ha aprobado el Plan Especial de Protección de la iglesia de Sant Antoni y señala que «el objetivo es continuar en esta línea y sacar adelante los planes de Sant Rafel, Sant Mateu y Santa Agnès», que, agrega, «tienen como finalidad la regulación de los elementos y espacios que integran el entorno de protección, así como la conservación de su imagen histórica». El alcalde afirma que «se seguirá con las nuevas fases de eliminación de barreras arquitectónicas en los diferentes núcleos urbanos», así como que «se impulsará la creación de nuevas zonas de aparcamiento». «Queremos poner en valor los núcleos rurales a través de proyectos de embellecimiento y accesibilidad con elementos integrados dentro del paisaje ibicenco», insiste el actual jefe del gobierno local. En la zona de Can Bonet, Serra anuncia que se abrirá la calle Ametllers y una nueva entrada al núcleo por la rotonda de Es Puig. «En ses Païsses también se reformará el centro social de Can Bonet y se abrirá una nueva oficina de atención al ciudadano», añade el PP en una nota.

En Sant Rafel, el programa recoge el proyecto de mejora y rehabilitación del aparcamiento junto a la iglesia, así como crear una plaza y espacios de convivencia. En Santa Agnès «se ejecutará la apertura de un vial alternativo», mientras que en Forada se creará una plaza con parque infantil. También se prevé el embellecimiento de la entrada a ses Alameres (avenida Portmany), dar solución al problema de pluviales en el Camí de sa Vorera o ejecutar por fases el soterramiento de líneas eléctricas y de telecomunicaciones en todo el municipio.