Casilla de residente: cuándo marcarla

Las compañías aéreas «intentan disuadir» al viajero para que se identifique desde el inicio como pasajero con derecho a bonificación

Ryanair cumple con la normativa, aplica el descuento de residente al final de la compra.

Ryanair cumple con la normativa, aplica el descuento de residente al final de la compra. / PERE JOAN OLIVER

Justo al inicio de la búsqueda de un vuelo Iberia muestra la casilla para identificarse como residente. «No es necesario que selecciones la opción de residente o familia numerosa ahora. También podrás hacerlo durante el proceso de compra». La aerolínea muestra el mensaje cuando se despliega el menú de descuentos.

«Importante: este es el último paso donde puedes indicar tu condición de residente o de familia numerosa», avisa Vueling cuando enseña las opciones de viaje.

Las dos aerolínea del grupo IAG ¿incumplen la normativa estatal que obliga a las compañías aéreas a no solicitar al pasajero información sobre su condición de residente hasta la fase final del proceso de compra? Los agentes de viajes de Balears y Canarias están convencidos de que sí. Y así se lo han expuesto a Aviación Civil. Señalan a Iberia y Vueling por no cumplir con una disposición adicional incluida en la ley de presupuestos estatales de 2021.

Las agencias de viajes, a través de sus patronales, demandan también que las reclamaciones ante las compañías se respondan «en tiempo y forma» y que se ofrezca un teléfono gratuito para ello, ante el hartazgo de «la batalla infinita con las aerolíneas para resolver conflictos y en los retrasos y cancelaciones», explica Pedro Fiol, presidente de Aviba.

El «sentido de esta obligación» era que se ofreciera en los vuelos el mismo precio tanto si se es residente (en Canarias, Balears, Ceuta y Melilla) como si no. Fue la época en la que se encargaron informes para verificar si las aerolíneas hinchaban los precios de los billetes cuando el comprador era un pasajero con derecho volar con el 75% de descuento. Más allá de que se verificó que sí se inflaban, las compañías se hicieron las remolonas, tardaron en cumplir con la obligación (se les dio dos meses para aplicarla en sus plataformas de comercialización de billetes).

Air Europa también incita a identificarse como residente al inicio de la compra. Con esos mensajes «intentan disuadirte» para que ya marques la casilla de residente y así ya se muestran los vuelos con el descuento aplicado. «La intención era que los viajeros se dieran cuenta de lo caro que es un billete, vieras al final la parte que bonifica el Estado y se tomara conciencia del gasto», añade Fiol. Y también por aquello de las sospechas de que desde el inicio las compañías cribaban las búsquedas mostrando las tarifas más elevadas.

Fiel cumplidora

Curiosamente, la denostada Ryanairaplica la norma, hasta que no se paga el billete no se aplica el descuento, aunque maree después con una retahíla de servicios a agregar sin que se tenga la certeza de si deberían estar sujetos a la bonificación. Baleària, acota Fiol, es fiel cumplidora de la obligación.

Fiol aprovecha para trasladar una buena noticia para las familias: al servicio de acompañamiento de menores (cuando viajas solos) por fin se le aplica el descuento de residente.