Suscríbete

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Primer día | Música disco a la salida del túnel del covid

«Las discotecas de Ibiza abrirán en abril»

El sector adelanta su apertura y calcula que aguantará hasta octubre, «noviembre si todo va muy bien» | Las viviendas turísticas vacacionales ya tienen un 13% más de reservas que en 2019 y las estancias han pasado de una media de tres días a una o dos semanas

El atleta Ibicenco Marc Tur, en el centro, estrella de la presentación de la apuesta de Ibiza por el deporte para atraer turismo.

Había que celebrar, sí o sí, Fitur. La salud económica ya pesa más que la fisiológica, y que se superen a diario los 100.000 casos en el país ya es una minucia comparado con el caos de la economía si esta no remonta, especialmente de un sector, el turístico, ahogado por el covid. «Es la mayor garantía de apoyo al sector del turismo en un momento crítico para su total reactivación y para recuperar los niveles de actividad y negocio previos a la pandemia», señalan sus organizadores, que miraron a otro lado cuando la feria BIT de Milán anunció que este año aplazaba (de momento a abril) su apertura (192.000 casos ayer) y la ITB, la feria turística de Berlín, avisó de que en 2022, ni por asomo.

Alejandra Ferrer espera inaugurar la temporada de Formentera en mayo

Alejandra Ferrer espera inaugurar la temporada de Formentera en mayo José Miguel L. Romero

«España es un destino seguro y si nos protegemos y con una vacunación por encima del 90%, estamos en condiciones de celebrar Fitur 2022», asegura la ministra de Turismo, Reyes Maroto, convencida de que se transmitirá una imagen de país seguro aunque sea obligatorio presentar un certificado covid a la entrada, llevar puesta una asfixiante mascarilla FPP2 en el interior de Ifema y aguantar hasta hora y media en tres colas distintas para entrar en el recinto, como ayer ocurrió a varios políticos y hoteleros.

El largo estand de Ibiza.

Se celebra pese a que la pandemia sigue viva y a que el número de expositores sigue lejos de los que hubo en 2020, a dos meses del confinamiento: hace dos años participaron 11.040 empresas, 918 estands y 165 países en 69.697 metros cuadrados. En 2022 hay 600 expositores, 6.933 empresas y 107 países presentes. Es decir, 318 expositores menos (-34,6%), 4.107 empresas menos (-37%) y 58 países menos (-35%) que en 2019.

La feria ocupa una superficie expositiva de 56.700 metros cuadrados en ocho pabellones: son 13.000 metros cuadrados menos (-19%) y dos pabellones menos que en 2020. Quizás por eso los estands son más grandes. El de Ibiza, alargado y diáfano, mide 100 metros más que en 2021: en total, 300. El presidente insular, Vicent Marí, asegura que no les dieron más porque estuvieran de saldo, sino porque llevaban años reclamando más espacio.

Abel Matutes con el presidente del Consell y otros políticos ibicencos.

Las Pitiusas se la juegan. En 2021 lograron recuperar parte del terreno perdido en 2020, pero no es suficiente. La pandemia nos ha hecho perder 2.600 millones de gasto turístico en 2020 y 1.300 millones en 2021. El principal objetivo de Fitur es afianzar el mercado español, que la pasada temporada gastó más que nunca en toda su historia: 405 millones de euros, 40 millones más que en 2019, pues llegaron más viajeros desde la Península. Parece que a los responsables políticos turísticos les consuele que en 2021 nos visitaran 633.000 españoles, 30.000 más que en 2019, pero olvidan que ese mercado ya estaba de capa caída ese año: en 2018 vinieron 647.000; en 2017, 670.000. No sólo hay que mantener los del pasado año: además hay que recuperar los perdidos y saber por qué ocurrió eso.

David Muñoz, director comercial de Vibra Hotels, habla con unos clientes.

Quizás aumente la llegada de los turistas españoles y extranjeros cuando se divulgue que las discotecas no sólo abrirán, al fin, este año, sino que además lo harán antes de la época acostumbrada, tal como informó ayer José Luis Benítez, gerente de Ocio de Ibiza: «La idea es que la apertura sea a finales de abril, adelantarnos dos semanas a lo que se hace normalmente». Y luego «aguantar hasta octubre… noviembre si va muy bien todo». Benítez asegura que las webs de las discotecas están llenas de mensajes que preguntan «si abren este año y cuándo».

En el estand se promocionan las almendras, las patatas rojas, las naranjas, el aceite ...¡y los aguacates ibicencos!

Mucho público, deportistas y medios en la presentación de las pruebas deportivas con las que Ibiza iniciará en abril y mayo, y continuará en octubre y diciembre, la temporada. J. M. L. R.

Las discos ya se preparan

Asegura que «las grandes empresas del ocio nocturno de la isla, todas, ya trabajan este invierno para preparar la temporada». De hecho, ya podrían hacerlo, «con un 65% de aforo, pasaporte covid y zonas diferenciadas (la pista de donde se puede beber)». Cree que así o con menos restricciones será en plena temporada: «Aun así iremos con cautela y de la mano de las autoridades». De la de, por ejemplo, Iago Negueruela, conseller balear de Turismo, con quien ayer mantuvo un constante diálogo en Fitur y que da la razón al gerente de Ocio de Ibiza: «Las discotecas podrán abrir este verano. El pasaporte covid es la herramienta de seguridad».

Rosana Morillo, directora general de Turismo balear, habla con el alcalde de Sant Josep, y Francina Armengol con Vicent Marí.

«Soy muy optimista. La clave es que la gente se siga vacunando, los clientes tienen ganas de viajar», dice Abel Matutes

decoration

Espacio de Formentera en el estand balear.

Negueruela cree que en 2022 se dará un paso firme «hacia la normalidad». «No será -asegura- una temporada tan concentrada como la de 2021», de la que destaca «la última parte, muy positiva». Confía en que en las Pitiusas pase como en Canarias, donde «han notado ahora un fuerte impulso de las reservas tras la anulación de restricciones del Reino Unido». El titular de Turismo cree que «nos puede reforzar como destino el corto recorrido, pues prevalecerá, ya que todavía es pronto para los viajes largos». El sector, firma, «se recuperará muy rápido».

Todos los que pasaron ayer por el estand de Ibiza se mostraban confiados en que 2022 será el año de la recuperación. «Soy muy optimista», afirma el exministro Abel Matutes. Y si lo dice él, que es como el oráculo de Delfos... «La aceleración de contagios en las últimas semanas contribuye a acelerar la inmunidad de grupo. La clave es que la gente siga vacunándose», recalca.

«Los clientes -añade Matutes- tienen ganas de viajar. Y los turoperadores y líneas aéreas, más, pues lo necesitan para sobrevivir. Estamos preparados en estas islas para afrontar una temporada de recuperación. Que sea del 60 o del 99% está aún en el aire, pero habrá recuperación».

Asegura Matutes que Reino Unido «será uno de los países que nos remitirá más viajeros» y advierte a quienes se planteen subir precios debido a la escalada de la inflacción que han de ir con cuidado: «Los gastos han aumentado, pero la gente sensata sabe que no es el momento de presentar tarifas excesivas». Cuidadín.

Roberto San Esteban, vocal y expresidente de la Asociación de Viviendas Turísticas Vacacionales (AVAT, de la Pimeef), es aún más optimista que Matutes: «Para nosotros, 2022 ya es un año con muy buenas reservas (en torno a un 13% más que hace tres años) y expectativas, así como con mejores estancias medias que en 2019». Antes, la mayoría de las estancias eran «de tres y cuatro noches». «Ahora la tendencia son de siete a 14 noches», asegura.

Sus clientes son «muchas familias de buen nivel, social, cultural y de comportamiento. Buscan una burbuja. Cada casa lo es». Su sector empezará la temporada en abril: «Los británicos están volviendo, fallaron en 2021. El español repuntó mucho en 2021 y esperamos que se siga manteniendo».

Entre los turistas a por los que hay que ir al rescate están los italianos, que han mermado notablemente: se han perdido más del 50% en dos años. La consellera de Turismo de Formentera, Alejandra Ferrer, avisa de que se requerirá tiempo para recuperarlos: «Llegarán más este año. Así nos lo transmiten los agentes turísticos, pero no llegaremos este año a las cifras de temporadas pasadas. La diversificación y la entrada fuerte del mercado nacional equilibrará esa merma».

Compartir el artículo

stats