Suscríbete

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sanidad

El Hospital Can Misses de Ibiza reduce el tiempo en lista de espera para operaciones y consultas

Los pacientes de Can Misses son los que más esperan para una intervención pero ya no son los que más aguardan para el especialista

Imagen de archivo del bloque quirúrgico del Hospital Can Misses.

Peonadas, aumento de la actividad en las consultas y en los quirófanos y convenios con centros privados. Son la clave de que en el último año el Hospital Can Misses haya reducido los tiempos de espera para una cita con el especialista o una operación, así como el porcentaje de pacientes que superan la demora máxima. Eso sí, todos los indicadores están por encima de la media que registran los hospitales públicos de Balears.

Además, el número de personas que están pendientes de una consulta externa ha aumentado de forma considerable, según los últimos datos de listas de esperas publicados en el portal de transparencia del Ib-Salut, datados a final de septiembre.

En ese momento había 10.463 personas esperando una cita con el especialista, un 40,93% más que el año antes, un incremento que se debe a que, al retomar la actividad normal en los centros de salud han aumentado los pacientes derivados a las consultas hospitalarias. El tiempo que esperan, de media, estos pacientes, para una primera cita con ese especialista, sin embargo, se ha reducido de forma importante: de los tres meses que se registraban en septiembre de 2020 a los algo menos de dos ahora. Un mes menos. Este indicador se refiere únicamente al tiempo que pasa hasta la primera consulta con el especialista, no entre varias citas con ese mismo médico. Can Misses es el centro público de las islas en el que más se ha reducido este indicador. De hecho, ha dejado de ser el hospital donde los pacientes más tiempo aguardan antes de ver a un especialista.

La dirección achaca esta reducción al incremento de la actividad en las consultas de especializada en lo que va de año

decoration

De la misma manera, se ha reducido el porcentaje de pacientes que superan los dos meses en lista de espera, la demora máxima establecida por la conselleria. Si en septiembre del año pasado eran algo más de la mitad del total, un 50,3%, este septiembre suponían un 41,85% (4.379 del total de 10.463), es decir, ocho puntos y medio menos.

La dirección de Can Misses achacó esta reducción al incremento de la actividad en las consultas de especializada en lo que va de año. Entre enero y septiembre de 2021 los médicos de Can Misses han atendido 115.495 citas, un 28% más que en el mismo periodo del año anterior, cuando fueron 89.779. Desde la dirección de Can Misses alertaron de que al atender más consultas, más pacientes se derivan a pruebas diagnósticas y a intervenciones, lo que puede suponer un incremento de los pacientes en esas listas de espera.

De momento, sin embargo, en el caso de la lista de espera quirúrgica no se aprecia ese aumento. De hecho, en el último año se han reducido los tres indicadores que figuran en los datos de la web de transparencia: número de usuarios, demora media y personas que superan los tiempos máximos de espera. En septiembre de este año Salud contabilizaba 2.675 personas pendientes de entrar en uno de los quirófanos de Can Misses, una cifra ligeramente más reducida (un 3,22% menos) a la de un año antes, cuando esta cifra era de 2.764. Curiosamente, los dos hospitales de las Pitiusas (Can Misses y el de Formentera) son los únicos del Ib-Salut en los que se ha reducido el total de usuarios esperando para una operación.

Cuatro de cada diez de ellos llevaban más de seis meses en la lista de espera quirúrgica, dato muy inferior al de septiembre de 2020, cuando superaban la demora máxima establecida por la conselleria dos de cada tres (un 66%).

38 días menos

El tiempo que esperan, de media, los pacientes desde que les dicen que les tienen que operar hasta que llegan al quirófano se ha reducido en 38,5 días en un año: de los 226 días de septiembre de 2020 a los 188 del mismo mes de este año (un 17% menos de tiempo de espera). A pesar de esto, los pacientes de Can Misses son los que más tiempo esperan para una operación en la sanidad pública de la Comunitat. Con bastante diferencia, además, respecto a los segundos, los de Son Llàtzer, en Mallorca, donde la demora media se sitúa en 141 días.

Al igual que ocurre con la lista de espera de consultas externas, la dirección de Can Misses señala que la «mejora» experimentada por la quirúrgica se debe a un aumento de la actividad de los quirófanos este año en comparación con el anterior. El personal del bloque quirúrgico del hospital ibicenco realizó en los nueve primeros meses de este año un total de 4.200 intervenciones, un 32,5% más que en el mismo periodo de 2020, cuando esta cifra fue de 3.271.

La gerencia de Can Misses califica de «esperanzadores» los últimos datos de las listas de espera de Can Misses y destaca la labor y el esfuerzo de los profesionales para mejorar la atención a los pacientes.

Compartir el artículo

stats