Suscríbete

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fusión con Orange

MásMóvil, de 'start-up' a formar un gigante de las telecomunicaciones

En tan solo 16 años, MásMóvil ha pasado de ser un operador móvil virtual a compartir el 50% del futuro segundo operador del sector

TTR destaca como adquisición del año el acuerdo de compra de MásMóvil sobre Euskaltel.

Fundada el 16 de febrero de 2006 por Meinrad Spenger y Christian Nyborg, MásMóvil es una compañía relativamente joven que debutó en el mercado alternativo en 2012, pero fue a partir de 2014 cuando empezó a crecer, a través de la compra de pequeñas compañías como Neo, Quantum Telecom, Xtra Telecom, Embou y Youmobile. Aunque la historia de su éxito comienza en agosto de 2015, cuando se hizo con los activos de banda ancha fija fruto de los ‘remedies’ impuestos por la Comisión Europea para la fusión entre Orange España y Jazztel y coge fuerza en 2016. 

Ese año MásMóvil compró Pepephone, por 158 millones de euros, y duplicó el número de clientes, al pasar de 450.000 a cerca del millón de móvil y alrededor de 60.000 de banda ancha. Y adquirió Yoigo, por 612 millones de euros, operación con la que dejaría de ser un operador virtual a ser un operador con infraestructura propia, al hacerse con las redes de telefonía móvil de Yoigo, que alcanzaban al 85% de la población.

"Con Yoigo ganamos escala, infraestructura y consolidación como cuarto operador", defendió entonces Meinrad Spenger. A partir de ahí se inició una nueva fase de compras, tras saltar a la Bolsa en 2017, ya mirando de reojo a los gigantes Telefónica, Orange y Vodafone. Después se hizo con LlamaYa, Lebara y Lycamobile, operadores móviles virtuales especializados en el segmento de la inmigración, y en 2020, en plena pandemia, los fondos KKR, Civen y Providene lanzaron una opa sobre la totalidad de sus acciones.

A finales de 2019, Más Móvil tenía 8,9 millones de clientes totales, de los cuales 1,5 millones eran de banda ancha fija y 7,4 millones de móvil y unos ingresos de 1.681 millones de euros. El grupo fue excluido de la Bolsa, el 15 de septiembre de 2020 y el 28 de marzo de 2021 lanzó una opa sobre Euskaltel, el quinto operador de telecomunicaciones, con el que aumentó su presencia geográfica en el norte de España, donde Euskaltel comercializaba las marcas Euskaltel en País Vasco, R en Galicia y Telecable en Asturias.

Pero esta operación supo a poco a un sector que ansiaba una consolidación ante la enorme competencia de los últimos años y los bajos márgenes de ingresos. Después de muchos rumores entre si el candidato sería Vodafone u Orange, el elegido ha sido este último. Y aunque Meinrad Spenger siempre defendió que, en caso de fusión, MásMóvil aspiraba a liderar la operación. Al final no ha sido así. Orange se reserva el derecho a quedarse con el control, pero la valoración de MásMóvil, solo seis años después de ese 2016 crucial para que la compañía cobrara fuerza en el mercado de las ‘telecos’ es incluso superior a la del que hasta ahora era su competidor, Orange.

Compartir el artículo

stats