Suscríbete

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Crisis sanitaria

Las patronales de Ibiza advierten: 'O remamos juntos o nos hundimos todos'

La patronal convoca una manifestación motorizada el 10 de marzo para reclamar un plan de rescate urgente del sector turística

Un momento de la manifestación en Vara de Rey. Vicent Marí

Una decena de asociaciones empresariales de Ibiza han convocado una manifestación motorizada el próximo miércoles 10 de marzo para exigir «a las administraciones la urgente implantación de un plan de rescate del sector turístico, del cual vive la inmensa mayoría» de los negocios de la isla para paliar las consecuencias de las restrucciones para controlar la expansión del covid. La movilización, que aún no cuenta con el visto bueno de la Delegación del Gobierno pero que sus organizadores confían en lograr, partirá a las 11 horas del aparcamiento de es Gorg y recorrerá las principales avenidas de la ciudad. Se detendrá frente al Consell y también frente a la dirección insular de la Administración general del Estado «porque este mensaje debe llegar a todas las instituciones», señaló Verónica Juan, presidenta del sector de la restauración de la Pimeef, durante el anuncio de la manifestación, realizado en el paseo de Vara de Rey: «Hay que hacer llegar la voz de Ibiza adonde haga falta», añadió, porque «la ruina está a la vuelta de la esquina».

Representantes de las entidades empresariales que convocan la manifestación, en el paseo de Vara de Rey. Vicent Marí

La Pimeef, los comercios de Eivissa Centre, la nueva asociación de bares y restaurantes ABRE, Fomento de Turismo, los negocios de la calle de la Virgen y la Federación Empresarial Hotelera son algunas de las entidades que impulsan esta iniciativa y que lanzan una «llamada de auxilio» tanto al Gobierno central como al balear y a las administraciones locales.

Tienen cuatro peticiones básicas «indispensables para avanzar hacia el final del túnel», empezando por «la vacunación ágil, masiva e inmediata» de la población para lograr «la inmunización masiva»

decoration

Tienen cuatro peticiones básicas, «indispensables para avanzar hacia el final del túnel», empezando por «la vacunación ágil, masiva e inmediata» de la población para lograr «la inmunización masiva».

Además exigen el control de entrada en puertos y aeropuerto: «Todo el esfuerzo que está haciendo la sociedad ibicenca para salvar esta crisis es inútil si no se comprueba de manera exhaustiva que cada persona que visita nuestro territorio llegue libre de covid, bien controlando su acceso por PCR o por pasaportes de vacunación», señalan los convocantes.

Pero sobre todo piden «ayudas directas efectivas y para todos los negocios afectados por las restricciones». Advierten de que «hace falta un plan de indemnizaciones que permita a las empresas subsistir y ser viables hasta el fin de las restricciones impuestas, sin dejar a ninguna ni a ningún sector atrás». Piden por eso que las administraciones «se hagan responsables de las decisiones tan duras que se han visto obligadas a tomar» y, en consecuencia, aporten esas ayudas directas: «La única manera de asegurar la subsistencia social es conseguir la supervivencia de un tejido empresarial que resista en pie para la reconstrucción».

Ana Gordillo, de la Federación Hotelera pitiusa. Vicent Marí

Finalmente, la patronal exige la «regularización de los pagos de los ERTE para solventar los errores que dejan a muchos trabajadores sin sus correspondientes prestaciones y asegurar la protección futura de los mismos».

En los carteles reivindicativos, varios lemas: ‘O remamos juntos o nos hundimos todos’, ‘Vacunación ya’, ‘Sin abrir no podemos pagar’, ‘Tu retraso, mi ruina’ y ‘Control de accesos’

decoration

Los convocantes se concentraron en el paseo de Vara de Rey para anunciar la movilización. Cada uno de ellos portaba un cartel reivindicativo: ‘O remamos juntos o nos hundimos todos’, ‘Vacunación ya’, ‘Sin abrir no podemos pagar’, ‘Tu retraso, mi ruina’ y ‘Control de accesos’ eran algunos de ellos.

La presidenta de la patronal hotelera pitiusa, Ana Gordillo, recordó que llevamos «un año con una situación insoportable; dos años tendrían un efecto devastador», indicó.

Encarnación Planells, en representación de los comerciantes de Eivissa Centre, comentó que es necesario salvar al turismo «porque la economía de Ibiza es una rueda». Su sector ya está «muy afectado» por el parón de la actividad. Planells no comprende que esta isla sea la única zona de España donde la hostelería está cerrada, y se preguntó qué sucederá cuando se acaben los ERTE y cuando concluya, a comienzos de mayo, el estado de alarma.

Compartir el artículo

stats