Suscríbete

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ibiza, en el ‘top’ tres de destinos más caros del Mediterráneo

Los hoteles de cuatro y cinco estrellas sitúan a la isla pitiusa en el podio de los destinos más exclusivos, por encima de Cerdeña y Santorini

Puerto de Ibiza

Hace una década, cuando arreciaba lo peor de la crisis económica, el empresariado ibicenco llegó a la conclusión de que la reconversión necesaria para sobrevivir en este nuevo escenario pasaba por reubicarse como un destino turístico de lujo. A los ricos siempre les van bien las cosas -mejor que a las sufridas clases medias- y este target es inmune a cualquier zozobra económica.

Una década más tarde de ese cambio de rumbo los deberes ya están hechos y, a día de hoy, Ibiza ya compite en el top tres de los destinos más caros del Mediterráneo. Los motores de búsqueda de alojamientos de los destinos turísticos sitúan a la isla pitiusa como el tercer destino más caro, solo superado por otros dos enclaves clásicos del lujo y que hasta hace poco eran inalcanzables: Saint-Tropez y Capri-Positano, en la costa amalfitana.

Mapa de precios de reservas en hoteles en Eivissa. | FUENTE: TRIVAGO

400 euros la noche

Los motores de búsqueda de hoteles Trivago y Booking no son un método científico, pero sí que ofrecen una mirada muy aproximada a los precios en los que se mueve cada destino. Si cotejamos el coste de una reserva en hoteles de cuatro estrellas en Ibiza para el fin de semana del 25 de junio, comprobamos que la media de precios de los establecimientos de esta categoría es de de 400 euros la noche. Un ejemplo son los establecimientos de la zona de Sant Josep y Platja d’en Bossa que se han reformado recientemente para adquirir esta categoría, como los hoteles Ibiza Twiins, Dorado, o Torre del Mar. Todos ellos tienen su precio medio en los 400 euros: las habitaciones más sencillas se sitúan en los 350 euros, y las más caras por encima de los 500 euros.

En otros puntos de la isla, es posible encontrar algunos hoteles que bajan el precio y lograr una habitación por 150-200 euros, como el Stella Maris y el Vibra Piscis, en Sant Antoni, o el Galeón en el Port de Sant Miquel. En Vila, los únicos hoteles de esta categoría con precios parecidos son el Royal Plaza y El Puerto.

A partir de cinco estrellas, el precio mínimo es de 500 euros la noche por la habitación más sencilla, hasta alcanzar techos de 8.000 euros en la suite del Ushuaïa, 5.900 euros en el Nobu, 2.000 euros la noche en el Six Senses, 1.700 euros en el Oku o 1.020 euros en el Sir Joan, por poner algunos ejemplos.

Si comparamos Ibiza con el destino competidor más cercano, Mallorca, la diferencia de precios es sustancial. Así, en el área turística de Platja de Palma y Can Pastilla, la mayoría de hoteles de cuatro estrellas ofrecen habitaciones a 250 euros -como el Alua Soul Palma, el Plaza Son Rigo o el Occidental Playa de Palma-, y la excepción son los hoteles con precios ‘ibicencos’, como el THB María Isabel, por ejemplo.

Si nos situamos en zonas turísticas alejadas de Palma sucede lo mismo que cuando nos alejamos de la conurbación Vila-Platja d’en Bossa, que los precios disminuyen sustancialmente. En el caso de Mallorca, en zonas como Alcúdia, playa de Muro o Sant Jordi, se pueden encontrar las habitaciones más baratas a 150 euros mientras que las más caras no alcanzan los 400.

Un paseo por el Mediterráneo

La diferencia es incluso más acusada con uno de los destinos clásicos del lujo mediterráneo como es la zona de Porto Cervo en la isla de Cerdeña. Allí, los hoteles de ultra lujo a 5.000 euros la habitación conviven con una amplia oferta de hoteles de cuatro estrellas que ofrecen la posibilidad de alojarse a partir de 150 euros la noche.

Una situación parecida la encontramos en otros destinos de alto poder adquisitivo: en Taormina (Sicilia), la estancia media de los hoteles de cuatro estrellas es de 250 euros; en las islas griegas, en Mykonos el alojamiento está en 200 euros la noche y Santorini es un poco más cara: al tratarse de una isla pequeña, su oferta es limitada y estringida al turismo exclusivo, el precio medio de la noche es de 300 euros.

Un peldaño por encima en el ranking del lujo se sitúan dos destinos aptos solo para los bolsillos más privilegiados, que son dos clásicos: Saint-Tropez en Francia y Capri y la costa amalfitana en Italia.

Respecto a Saint-Tropez, su condición de gueto para millonarios se mantiene inexpugnable. Con una oferta dirigida exclusivamente al lujo, sus hoteles de cuatro estrellas más ‘modestos’ cobran a partir de 500 euros la noche por la habitación más sencilla. Los hoteles de cinco estrellas también mantienen tarifas más caras que los de Ibiza: en este caso, las habitaciones sencillas superan todas los 1.000 euros la noche, mientras que una suite en el Chateau de la Messardiere alcanza los 3.000 euros la noche o se paga a 10.000 euros en el icónico Hotel Paris.

Capri, al tratarse de una isla muy poca extensión -25 veces más pequeña que Formentera- tiene una oferta hotelera escasa, lo que repercute en sus precios: apenas tiene oferta de hoteles de tres estrellas y los de cuatro estrellas están por encima de los 350 euros la noche. El pueblo más cercano situado en la península itálica, Positano, de difícil orografía y con escasa oferta de alojamiento, también tiene unas tarifas por encima de las de Ibiza y es desde la década de los 50 un destino exclusivo para millonarios.

Compartir el artículo

stats