Crisis

La ministra de Trabajo garantiza la continuidad de los ERTE todo 2021 y “hasta que haga falta”

Yolanda Díaz asegura en Palma que la inversión social del Estado en Balears asciende a 1.300 millones

Yolanda Díaz, ministra de Trabajo, con la presidenta Armengol, hoy en Calvià. G. BOSCH

Yolanda Díaz, ministra de Trabajo, con la presidenta Armengol, hoy en Calvià. G. BOSCH

Miquel Adrover

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha garantizado hoy en Mallorca la continuidad de los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) durante todo este año 2021 y “hasta que haga falta”. Díaz ha mantenido hoy una reunión con sindicatos en los jardines del Ayuntamiento de Calvià para analizar la situación laboral que está dejando la pandemia en Balears.

Díaz, que ha estado acompañada de la presidenta del Govern, Francina Armengol, ha explicado que la “inversión social en Balears con los ERTE ha ascendido a 1.300 millones de euros, ya que hemos llegado a tener picos de 199.000 trabajadores en ERTE y en estos momentos hay 156.000 en Baleares”. Por este motivo, ha añadido la ministra “no tiene ningún sentido dejar caer una herramienta que ha supuesto una protección esencia para más de 3,6 millones de trabajadores en España y ha salvado 550.000 empresas, se mantendrán los ERTE el tiempo que sea necesario”.

De igual modo, la ministra de Trabajo ha hablado de que en Balears hay 60.000 fijos discontinuos recibiendo prestación y ello ha supuesto una inversión de 296 millones de euros.

“Venimos a apoyar a una economía que ha sido brutalmente socavada por la pandemia como es la de Balears”. Con estas palabras ha iniciado su intervención ante los medios la ministra Yolanda Díaz, al tiempo que ha destacado el “sesgo diferencial” que han dado desde el Ministerio de Trabajo a la situación de Balears por la caída de la economía. En este sentido, Díaz ha recordado también todas las medidas impulsadas por su ministerio para proteger a los trabajadores, como es el caso de la prohibición de despedir a la salida del ERTE o la exclusión de empresas que están en paraísos fiscales o están repartiendo dividendos.