Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fútbol

Marcos García Barreno: «Tengo ganas de seguir disfrutando de lo que más me gusta, que es jugar al fútbol»

«La primera impresión que me he llevado del equipo es muy buena», dice el de Sant Antoni, que afirma que está listo para debutar este domingo

El ibicenco, en su presentación oficial con los melillenses.

El ibicenco, en su presentación oficial con los melillenses.

Marcos García Barreno (Ibiza, 21 de marzo de 1987) vuelve a los terrenos de juego. Después de acabar su larga etapa en Polonia, ha regresado a España para enrolarse en el Melilla de Segunda B. A pesar de bajar de categoría, el reto es ilusionante para el ibicenco, que retoma la actividad futbolística tras un periodo de unos meses sin tener equipo.

Vuelve a jugar después de un tiempo de inactividad. ¿Por qué se decantó por el Melilla?

Tenía ganas de volver a España y ellos fueron los que más se interesaron hasta el último momento. Era una Liga nueva para mí y me apetecía que el salto tampoco fuera demasiado con respecto a lo que yo estaba haciendo en Polonia. También tenía ganas de competir porque llevaba mucho tiempo parado. Estaba entrenando de forma individual, pero ellos me ofrecieron la oportunidad y aquí estoy.

¿Qué puede aportarle al equipo del Melilla?

Sobre todo experiencia. Gracias a Dios, he podido disfrutar de competiciones y de Ligas importantes. La ilusión la tengo desde el primer día. Tengo ganas de seguir disfrutando de lo que más me gusta, que es jugar al fútbol. Me veo bien físicamente, quitando algunas últimas lesiones que he tenido, pero físicamente estoy bien y por ahí me va a costar poco.

Veo que Marcos García sigue siendo el mismo de siempre y no se le caen los anillos por jugar en la Segunda B...

No, para nada. Esta es la profesión que llevamos por dentro, es lo que mejor se nos da y todo lo que sea disfrutar del fútbol es importante. Y, sobre todo, vivir una etapa nueva, Liga nueva... Es bonito conocer más fútbol aparte de los que ya estuve.

El Melilla está quinto en el grupo 5-B de la categoría de bronce y está todo muy abierto para acabar entre los tres primeros clasificados...

Nos quedan tres partidos de la primera fase. Sobre todo, este primero que nos llega va a ser muy importante de cara al futuro. En casa nos toca ahora el Don Benito y sacando este encuentro dependeremos de nosotros mismos, algo que es importante. La opción de podernos meter en la Liga Pro (oficialmente Primera División RFEF) sería importante de cara a la temporada que viene.

¿Qué recibimiento ha tenido en su nuevo club?

Hay un grupo muy bueno. Es una plantilla joven, aunque también hay gente con experiencia en la categoría. La primera impresión que me he llevado del equipo ha sido muy buena. Creo que hay un grupo unido, algo que es importante, es la base de todo. En cuanto a nivel de fútbol, veo que hay jugadores con muchas cualidades.

¿El objetivo es acceder a la Primera RFEF o se plantean algo más, Segunda División?

Lo primero que tenemos ahora es intentar meter al equipo en la Liga Pro. Y luego, pues oye, lo que sea será, pero lo que tenemos ahora en nuestras manos es el primer objetivo. Luego a partir de ahí ya podremos hablar de otras cosas.

¿Cómo se siente siendo uno de los veteranos?

Bien, bien. Al final, tenemos que pasar por todas las etapas. Esto te lo va dando el fútbol. Es una fase bonita también porque te estás entrenando con jugadores a los que igual le sacas diez o doce años; y, bueno, ahí te das cuenta de la experiencia.

¿En algún momento pensó que se le acababa el fútbol?

No, tampoco. Lo que pasa es que esta temporada ha ido como ha ido, con esto de la pandemia, la lesión... Con todo un poco. Es un año difícil, raro... La temporada pasada fue buena, quitando que acabé lesionado. Tras finalizar mi etapa en Polonia no quería que todo acabara ahí.

¿Le hubiera gustado volver a Ibiza, a alguno de los proyectos futbolísticos que hay en la isla actualmente?

Yo no cierro las puertas nunca, ya lo he dicho un montón de veces. He tenido algunas llamadas y algunos contactos, por lo que no lo descarto. Lo principal ahora era intentar encontrar equipo para volver a la rutina del fútbol. Me ha salido en Melilla. Hoy en día el fútbol se está alargando más para muchos jugadores. Vemos a veteranos que aún siguen jugando con 38 o 39 años, que no sé si será mi caso. Pero mientras pueda disfrutar y me encuentre bien físicamente, pues voy a intentarlo. Por qué no el día de mañana el poder jugar en algún equipo de la isla.

¿Cree que podrá debutar ya este domingo?

No lo sé. Ojalá y pueda debutar. Yo me encuentro bien porque he estado entrenando con una persona que me ha ayudado después de la lesión. He estado casi dos meses entrenando prácticamente todos los días. No sé si este fin de semana debutaré, pero para jugar unos minutos estoy.

Baja usted de la Segunda División de Polonia a la Segunda B española. ¿Cree que habrá mucha diferencia de nivel?

Pues yo creo que no va a cambiar mucho. Quizá el fútbol polaco es más físico, pero si hay diferencia de nivel es algo que podríamos hablar más adelante.

Compartir el artículo

stats