Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Agresión sexual

La manada de Callosa se declara culpable de la violación en grupo

Los cuatro procesados confirman punto por punto el escrito de acusación y piden perdón a la víctima

La manada de Callosa se declara culpable de la violación en grupo y pide perdón Agencia ATLAS | Foto: Álex Domínguez

Para ver este vídeo suscríbete a Diario de Ibiza o inicia sesión si ya eres suscriptor.

La manada de Callosa se declara culpable de la violación en grupo y pide perdón J.A. Martínez

Los cuatro acusados de una violación en grupo en Callosa d'en Sarrià (Comunidad Valenciana) se han declarado culpables de los hechos y han pedido perdón en la primera sesión del juicio celebrada esta mañana. La sesión apenas ha durado una hora pero en ella los cuatro han admitido prácticamente en su totalidad el escrito de acusación. Únicamente han matizado que estaban muy borrachos y no eran conscientes de lo que hacían. Mañana martes no habrá sesión y el miércoles está prevista la declaración de la víctima que, tras la confesión de los acusados, podría limitarse a algún aspecto muy concreto de los hechos y no tener que relatar todo lo ocurrido el día de la violación. 

Todas las partes se han mostrado muy críticos con el papel de la Fiscalía que tras las negociaciones se ha desmarcado del acuerdo. La semana pasada se habían negociado penas de 18 años para el presunto cabecilla y de 15 para cada uno de los tres distantes. En los escritos de acusación se pedían penas que suman más de 200 años de cárcel. Las defensas veían detrás de esta postura de la Fiscalía injerencias políticas, mientras que desde el Ministerio Público se ha precisado que la revisión se debe a criterios únicamente jurídicos para la aplicación de las agravantes. De todos modos, el malestar de las defensas era patente. "Es la primera manada de España que en el juicio se arrepiente y pide perdón" ha dicho el letrado José Luis Sánchez Calvo. Mientras que el abogado Francisco González que ejerce la acusación particular en nombre de la víctima ha dicho que "no se siente representada por la actuación del Ministerio Público ". La víctima tendrá que ir a declarar mañana martes y la sala ha tomado medidas encaminadas a proteger su identidad. 

Tras la confesión de los acusados, la sala está reorganizando toda la agenda recortando los testigos que había citados para toda esta semana de juicio. La sala les podría aplicar atenuantes por confesar los hechos, por haber pagado 60.000 euros de indemnización a la víctima y por embriaguez y drogadicción.

Los hechos arrancaron durante la noche del 31 de diciembre de 2018. La joven contaba con 19 años y estaba de fiesta de fin año en Benidorm, primero con unos familiares y luego con una amiga. A las seis de la madrugada, cuando ya se iba de retirada, coincidió con los acusados, además de con un quinta persona que no ha podido ser identificada. La víctima accedió a irse con ellos a una vivienda próxima a tomar algo y que luego la llevarían a casa. Sobre las tres de la tarde, según los escritos de acusación, habrían intentado propasarse con ella. El dueño del piso les echó al oír los gritos y se quedó con la víctima. Pero ella insistió en marcharse también. Los acusados estaban esperándola en la calle y allí el considerado cabecilla le ofreció un chupito.

La joven cree que en ese momento le debieron dar alguna sustancia inhibidora de la voluntad, ya que a partir de ahí sus recuerdos son difusos. Los cuatro acusados la llevaron a casa de uno de ellos y en el sótano fue donde habría ocurrido la violación entre todos. Una agresión sexual que fue grabada con teléfonos móviles por dos de los acusados.

La madre de uno de ellos fue la que llamó a la Policía Local, momento que derivó en las detenciones y el proceso judicial. la víctima ha dicho que "no se siente representada por la actuación del Ministerio Público ".

Tras la confesión de los acusados, la sala está reorganizando toda la agenda recortando los testigos que había citados para toda esta semana de juicio. La sala les podría aplicar atenuantes por confesar los hechos, por haber pagado 60.000 euros de indemnización a la víctima y por embriaguez y drogadicción.

Compartir el artículo

stats