Suscríbete

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Erupción

El volcán de La Palma genera tanto azufre en dos meses como la UE en un año

La nube de ceniza podría afectar al aeropuerto palmero | La colada cuatro cubre huecos entre las montañas de Todoque y La Laguna

Azufre y fumarolas en la ladera oeste del cono del volcán de La Palma.

El volcán de Cumbre Vieja ha emitido en dos meses tanto dióxido de azufre (SO2) como el que generó la actividad humana en los 28 países de la Unión Europea a lo largo del año 2019. Según el cálculo realizado por el Instituto Volcanológico de Canarias y la Universidad de Manchester (Reino Unido), dos de las instituciones científicas responsables de la vigilancia de los gases expulsados por el volcán, las cantidades de SO2 liberadas a la atmósfera por la actividad volcánica desde el 19 de septiembre multiplican por siete las producidas en toda la Unión Europea durante el mismo periodo de tiempo.

Después de una jornada marcada por la elevada sismicidad, con más de 300 temblores en 24 horas, el volcán ha dado una mínima tregua por el descenso del tremor y la tendencia a la baja de la emisiones de SO2, que presenta valores que oscilan entre las 16.000 y las 32.000 toneladas diarias. Si bien, los científicos sostienen que hay que observar si las serie de datos se consolida a la baja a lo largo del tiempo, puesto que analizar las cifras de una sola jornada no sirven para entender el comportamiento del volcán debido a que pueden registrarse grandes fluctuaciones.

Se prevé que la nube de ceniza y dióxido de azufre gire este viernes hacia el oeste, por lo que la navegación aérea de la isla se puede ver comprometida y no se descarta que también afecte a la operatividad de los aeropuertos de La Gomera y Tenerife. La emisión difusa de dióxido de carbono (CO2) registró valores situados entre las 2.300 y 2.500 toneladas diarias. La calidad del aire en Puntagorda fue regular a determinadas horas del día y buena en el resto de las estaciones que miden la presencia de gases y partículas. En concreto, la cantidad de partículas menores a diez micras (PM10) en Los Llanos de Aridane se situó en nivel desfavorable.

Desde los comités científico y técnico del Plan Especial de Protección ante Riesgo Volcánico de Canarias (Pevolca) están pendientes a los efectos ocasionados por las fuertes lluvias que afectaron este jueves al norte y al este de La Palma, ya que el agua suma peso a los techos que están cubiertos por un manto de ceniza y podrían ocasionarse derrumbes de tejados e invernaderos.

El aporte de lava a la colada cuatro está siendo el más intenso y hace que el material magmático arrase nuevo terreno entre las montañas de La Laguna y Todoque. El portavoz del Pevolca, Francisco Prieto, explicó que esta lengua se está ensanchando y avanza lentamente hacia la costa, aunque se desconoce si podrá llegar al mar en ese punto. La cabeza de esta colada se sitúa a 300 metros del litoral y otras coladas se han frenado a esa misma distancia. En la isla hay 1.037,17 hectáreas destruidas por la lava. El ancho de las coladas ronda los 3.200 metros y la fajana ocupa ya 43 hectáreas, 0,85 más que el día anterior.

La fuerte actividad sísmica que vivió La Palma el miércoles fue muy sentida por la población y ocasionó durante la tarde la emisión de una considerable cantidad de piroclastos de gran tamaño. La portavoz científica del Pevolca, Carmen López, del Instituto Geográfico Nacional (IGN) señaló que la intensificación de la actividad volcánica es "normal" en la dinámica de una erupción y detalló que responde a la acción del "complejo sistema de alimentación del volcán". 

El temblor de mayor fuerza que se produjo este jueves fue de 4.4 y se registró a la 1.55 horas a 34 kilómetros de profundidad en Fuencaliente. La sacudida fue sentida por la población con intensidad III-IV. A pesar de la constante actividad sísmica, que se sitúa a unos 20 kilómetros de profundidad, la deformación vertical del terreno se mantiene estable.

En el hotel de Fuencaliente sigue alojadas 416 personas, además de las 67 que se hospedan en Los Llanos de Aridane y las 43 personas dependientes atendidas en centros sociosanitarios insulares.

Compartir el artículo

stats