Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Obituario | Antonio Franco Estadella

Muere el fundador de ‘El Periódico de Catalunya’ víctima de un cáncer

Antonio Franco en la antigua redacción de‘El Periódico’.

El periodismo catalán y español están de luto desde la tarde de ayer, cuando falleció Antonio Franco Estadella (Barcelona, 17 de enero de 1947) tras diez años de convivencia con el cáncer. Franco era un luchador en todas las facetas posibles. Un ser incombustible que se entregó al oficio de periodista antes de ser veinteañero y que protagonizó una revolución en el periodismo de la Transición y el que vino después.

El periodista, con el primer ejemplar de 1978. | JORDI COTRINA

A él le debemos la irrupción en el mercado del primer diario moderno del último tramo del siglo XX y del advenimiento del XXI, El Periódico de Catalunya, «un producto popular, de centro izquierda, catalanista y del Barça», su tarjeta de visita, en el que experimentó y maduró cada uno de los pasos que trastocaron conceptos y modos de ejercer el oficio. Las hemerotecas conservarán su huella en el Diario de Barcelona, El País y El Periódico. Precursor de las portadas en color, del «full color», de un régimen laboral igualitario sin distinción entre reporteros, compaginadores, fotógrafos y dibujantes, impulsó también la edición en catalán de El Periódico, otro acontecimiento en la defensa de este país y que aún no ha recibido el reconocimiento que se merecía. Además, fue el primer «comandante» en sumergirnos en la búsqueda del nuevo espacio en el que hoy está embarcada la prensa escrita. Con aciertos y errores. De muchos éxitos y algún fracaso. Bajo su dirección, el diario alcanzó la cima superando las cifras de La Vanguardia.

Franco, recibiendo la Creu de Sant Jordi. | JOAN CORTADELLAS

Con Franco se va un estilo irrepetible, un modo de dirigir diarios personalísimo, igual de irrepetible. Se recomienda buscar la reciente entrevista publicada en la revista L’Avenç, un modo de despedida sin decirlo y en la que este lleidatà de sentimiento y raíces detalla los capítulos más importantes de su biografía.

Llegó a director de ‘El Periódico de Catalunya’ con 31 años, uno de los más jóvenes de aquella generación

decoration

Franco ha muerto sin querer escribir el libro donde contase tantas cosas de las que fue testigo y protagonista. «No sería honesto porque hay cosas que se quedarán conmigo y no quiero engañar a la gente», decía cada vez que alguno de sus más íntimos le animaba a dejar un testamento, nada que ver con las vidas de santos que le tocó devorar en la adolescencia (fue monaguillo) y que tanta huella le dejaron a la hora de ejercer el oficio. Nació para mandar, aunque le hubiera gustado ser redactor de deportes o sucesos. Pertenecía a la generación del relevo profesional tras la muerte del dictador. Llegó a director de periódico con 31 años, uno de los más jóvenes de aquella España. Los franquistas del Generalísimo quedaron atrás y emergieron los franquistas del periodismo, todos veinteañeros acompañados del superviviente Josep Pernau.

En su trayectoria hay que recordar el pulso que mantuvo con Jordi Pujol durante el caso Banca Catalana, el duelo con José María Aznar el 11 de marzo del 2004 y lideró desde el diario el «No a la guerra» de Irak en 2003.

Compartir el artículo

stats