Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Formentera, punto de partida para fijar la política europea de protección de la posidonia

Representantes de once países europeos se reúnen en Formentera para analizar las medidas de protección de la posidonia y fijar una hoja de ruta común en el Mediterráneo

La cita internacional acoge a más de sesenta especialistas de once países y universidades.

La cita internacional acoge a más de sesenta especialistas de once países y universidades.

Formentera es el punto de partida del encuentro internacional Mediterranean Posidonia Network (MPN) que persigue fijar una política común de protección de la posidonia oceanica presente en los fondos de hasta 40 metros del Mediterráneo. Se trata de una iniciativa del Ministerio de Medio Ambiente y Territorio de España y de la Oficina Francesa de Biodiversidad (OFB), impulsada por la conselleria Balear de Medio Ambiente y el Consell de Formentera, para establecer una estrategia común sobre la conservación de la posidonia y que cuenta con la colaboración del Proyecto LIFE.

Alejandra Ferrer dio la bienvenida a los asistentes. | C.C.

La reunión estaba programada para el año pasado, pero debido a la pandemia, se llevó a cabo en línea. Ayer el conseller balear de Medio Ambiente, Miquel Mir, participó en la inauguración del primer encuentro presencial de esta Red Mediterránea para la Posidonia que reúne, en Formentera, a representantes de gobiernos y entidades de once países mediterráneos, con el objetivo de avanzar hacia una política común de conservación de la posidonia.

La iniciativa nació a raíz de un encuentro celebrado en Grecia en noviembre de 2019 y que contó con la participación de representantes de la Unión Europea y de la mayoría de los países europeos mediterráneos. Uno de los objetivos del encuentro fue la creación de una red de contactos para poder unir sinergias de cara a una futura estrategia europea de conservación de esta planta marina.

Mir destacó en la presentación oficial, acompañado de la presidenta del Consell de Formentera, Alejandra Ferrer, la importancia de esta iniciativa «que tendría que marcar la hoja de ruta hacia una política común de conservación marina avalada por la Comisión Europea».

Formentera, referente

El conseller puso en valor la elección de Formentera como sede del encuentro «por ser un referente europeo en materia de concienciación ciudadana y de actuaciones en favor de la conservación de la posidonia» y añadió que «este encuentro consolida el papel pionero de Balears en la aprobación y aplicación de políticas efectivas de protección de una especie marina vital para los hábitats marinos del Mediterráneo».

Participan representantes de la Generalitat valenciana, Francia, Malta, Chipre, Montenegro y Grecia

decoration

El director de relaciones europeas e internacionales de la OFB, Cyrile Barnerias, destacó que «la Unión Europea protege la posidonia, según las directivas de la Red Natura 2000. En Francia, las praderas están muy protegidas, no solo dentro de las áreas marinas protegidas. La hoja de ruta de la Red Mediterránea para la posidonia permite una mayor cooperación para proteger la fanerógama».

Por su parte, la presidenta del Consell, Alejandra Ferrer, dio la bienvenida a los miembros de la Red Mediterránea para la Posidonia y subrayó la decisión de que la isla haya sido la escogida para el encuentro, «siendo un ejemplo para el resto de países».

Durante los próximos días, los asistentes conocerán, de primera mano, las políticas en favor de la conservación de la fanerógama marina que se están aplicando en Balears, comunidad pionera a la hora de legislar sobre la conservación de la posidonia a través de una Ley.

Entre los asistentes, hay representantes de la Generalitat valenciana, de los gobiernos de Francia, Malta, Chipre, Montenegro y Grecia así como de universidades y entidades científicas y ecologistas de todo el Mediterráneo.

Durante estos días los asistentes realizarán talleres prácticos entre los que se encuentra entre otros objetivos fijar un sistema de monitorización común para controlar de forma permanente el estado de la posidonia. Actualmente cada país tiene su propio sistema y se trata de establecer un criterio de control igual para todos los país de la ribera mediterránea con posidonia, especialmente los territorios insulares.

Formentera, pionera en la conservación

"A partir de la experiencia pionera de Baleares y de Formentera, en la protección de la posidonia queremos que los países del Mediterráneo encaminen políticas de conservación", así resumió el conseller balear de Medio Ambiente el encuentro internacional. Miquel Mir subrayó que "Formentera es la isla pionera y que antes tuvo sensibilidad en la conservación de la posidonia". La presidenta del Consell de Formentera, Alejandra Ferrer, recordó que "es necesario tomar medidas globales" para conseguir los objetivos de conservación.

Compartir el artículo

stats