Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sucesos

En busca y captura uno de los detenidos en un Lamborghini en Ibiza con varios tipos de droga

El acusado, que se enfrenta a cuatro años de prisión, no se presentó al juicio, que se tuvo que suspender

Sede de la Audiencia Provincial, donde ayer estaba previsto celebrar la vista oral. | B.RAMON

Sede de la Audiencia Provincial, donde ayer estaba previsto celebrar la vista oral. | B.RAMON

Los magistrados de la sección segunda de la Audiencia Provincial han declarado en rebeldía a uno de los dos hombres detenidos en Ibiza en el interior de un Lamborghini y que estaba previsto juzgar ayer por la mañana por presunto tráfico de drogas. El acusado no se presentó a la cita para la vista oral, que se tuvo que suspender hasta el próximo 3 de junio, y los jueces decretaron la búsqueda y captura del sospechoso.

El juicio estaba previsto para ayer a las diez de la mañana en la sección primera de la Audiencia Provincia, en Palma. Los acusados son dos hombres de nacionalidad británica que fueron detenidos en la ciudad de Ibiza por presunto tráfico de drogas el 17 de agosto de 2017.

La Fiscalía de Ibiza solicita para cada uno de los dos acusados una pena de cuatro años de prisión y una multa de 5.000 euros a cada uno


Agentes de la Policía Nacional les dieron el alto cuando circulaban por el centro de la ciudad con un vehículo deportivo marca Lamborghini y modelo Huracán, según se explica en el escrito de la acusación pública.

Bajo el asiento del conductor, los agentes de la comisaría de Ibiza que les dieron el alto cuando estaban en el interior del deportivo encontraron una bolsa con casi 20 gramos de hachís, otra bolsa con más con 30 gramos de ketamina y también un envoltorio con algo más de un gramo de cocaína. «Se trata de sustancias estupefacientes que los dos acusados tenían como objeto destinar a la venta», señala el ministerio público. La Fiscalía de Ibiza solicita para cada uno de los dos acusados una pena de cuatro años de prisión por la presunta comisión de un delito contra la salud pública en la modalidad de tráfico de drogas. Además de la pena de cárcel, también pide una multa de 5.000 euros para cada uno.

Al juicio también estaban citados los dos agentes de la Policía Nacional de Ibiza que arrestaron a los británicos.

Compartir el artículo

stats