Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Tribunales

José Juan Cardona disfruta de libertad vigilada en Ibiza durante la crisis sanitaria del covid

Su defensa, optimista ante una posible concesión del tercer grado, prepara ya una segunda petición

Juan Cardona en su mesa de trabajo en la sede de Cáritas, donde colabora como voluntario. | C. NAVARRO

Juan Cardona en su mesa de trabajo en la sede de Cáritas, donde colabora como voluntario. | C. NAVARRO

José Juan Cardona, el exconseller balear y expresidente del PP de Ibiza y Formentera, disfruta de un estado de libertad vigilada tras cumplir casi ocho de los 16 años a los que fue condenado por un delito de corrupción en el denominado Caso Scala, cuando dirigía la conselleria de Industria del Ejecutivo que dirigía el también condenado Jaume Matas.

Juan Cardona lleva casi un mes en su casa portando una pulsera telemática de control. Esta medida ha sido posible por la pandemia, ya que por motivos de seguridad sanitaria (está en uno de los grupos de riesgo) se le ha excarcelado provisionalmente, gracias también a su buen comportamiento en prisión. Su situación de libertad vigilada cambiará en cuanto mejore la crisis sanitaria provocada por el coronavirus, según explicó ayer a Diario de Ibiza la abogada María Luisa Cava de Llano, que además de ser amiga del expolítico también le defiende.

La Secretaría General de Instituciones Penitenciarias denegó su primera solicitud del tercer grado

decoration

El expresidente del PP pitiuso ha visto este mes rechazado el recurso contra la denegación en diciembre pasado, por parte de la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias, de su solicitud para acogerse al tercer grado penitenciario (que le permitiría acudir sólo a dormir a la prisión).

Cardona regresa a prisión tras un permiso en una imagen de archivo. Sergio G. Cañizares

El Juez de Vigilancia Penitenciaria de Balears alega en su negativa a aceptar el recurso de Juan Cardona la gravedad de los delitos, el tiempo de condena que tiene pendiente de cumplimiento y la no asunción de la comisión del delito por el que fue juzgado y condenado.

Además, en su resolución el juez indica que, como Juan Cardona «actualmente goza del beneficio del Art100.2 del Reglamento Penitenciario que le permite salir de la prisión a trabajar, resulta prudente esperar a ver cuál es su evolución en ese régimen», según apunta la que fuera Defensora del Pueblo. «Han pasado seis meses desde la primera petición y en breve [el condenado] podrá volver a efectuarla por segunda vez habida cuenta de su evolución durante estos meses sin ningún tipo de incidencia», añade Cava de Llano.

No obstante, Cava de Llano destaca que en su auto, el Juez de Vigilancia Penitenciaria valora el comportamiento del expolítico ibicenco en prisión («mantiene desde el principio una actitud proactiva y acumula más de cien recompensas por su actitud») y que su situación «evoluciona muy bien». «Con un poco de suerte la próxima vez [que soliciten el tercer grado] se lo concederán».

Condenado hasta julio de 2029

La ex Defensora del Pueblo resalta que esta situación, con muchos más beneficios penitenciarios, como acudir a la prisión sólo para dormir: «Es importante porque en cuanto se la den, empieza a correr el tiempo para que acceda a la libertad condicional». Cava de Llano recuerda que la pena de Juan Cardona se cumple el 20 de julio de 2029.

José Juan Cardona trabaja desde hace tiempo como voluntario tanto en Cáritas como en la Fundación Conciencia, presidida por una de las hijas de Cava de Llano, Marisina Marí.

Compartir el artículo

stats