Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Covid

Restricciones en Ibiza: los interiores de los bares seguirán cerrados y se levanta el cierre perimetral de Baleares

El Govern volverá a poner en marcha las medidas que había antes de Semana Santa y permitirá reuniones en interiores con dos núcleos de convivencia distintos

Clientes en una terraza de Ibiza, en una imagen de archivo.

Clientes en una terraza de Ibiza, en una imagen de archivo.

El Govern volverá a poner en marcha las restricciones que había antes de la Semana Santa una vez finalizadas las fiestas. De esta forma, en Ibiza los interiores de los bares y restaurantes se mantendrán cerrados durante dos semanas más a la espera de cómo evolucionan los contagios y las terrazas seguirán abiertas al 50%, con un máximo de 4 personas por mesa pertenecientes a dos núcleos de convivencia distintos. Además, los bares seguirán cerrando a las 17 horas.

Por otro lado, se eliminará el cierre perimetral entre las islas y la Península y los ciudadanos podrán viajar sin tener que presentar un motivo justificado, aunque se mantendrá la obligatoriedad de presentar un test negativo a la llegada a Baleares. En el caso de los residentes, esta prueba será gratuita mientras que los no residentes tendrán que pagarla.

Otra de las principales novedades es que el Ejecutivo volverá a permitir reuniones privadas en interiores con dos núcleos de convivencia distintos, y un máximo de seis personas. En cuanto a espacios exteriores, se mantienen las reuniones de seis personas pertenecientes a dos grupos de convivencia.

Estas medidas se aprobarán durante el Consejo Extraordinario del próximo viernes y está previsto que entren en vigor a partir del próximo lunes. Se conocerán más detalles de las restricciones a partir de las 18.30 horas, cuando se producirá la reunión de la Mesa de Diálogo Social de Baleares.

Enfado entre los restauradores

Ante el mantenimiento de estas restricciones en los interiores de los bares, el sindicato de Pimem ha mostrado su oposición: "Con los mismos índices sanitarios en Mallorca hemos podido trabajar sin estas medidas. Es una decisión desacertada y totalmente infundada desde el punto de vista epidemiológico", lamentan. La patronal CAEB también ha expresado su desaprobación y reclama al Govern "que se suavicen las medidas de consumo en los interiores de al menos un 30%, ya que hay muchos establecimientos que no cuentan con terraza y no están generando ningún ingreso". Por último, ambos sindicatos y asociaciones han apelado a una mesa de diálogo social y debate real para tomar decisiones que puedan satisfacer a ambas partes.

Compartir el artículo

stats