Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Crisis sanitaria

Cáritas de Ibiza concede 207.000 euros en ayudas directas a familias el año de la pandemia

Las contribuciones de particulares y empresas privadas se multiplican durante la pandemia con 344 donantes

Recogida de alimentos en la sede de Cáritas en Ibiza. Vicent Marí

Recogida de alimentos en la sede de Cáritas en Ibiza. Vicent Marí

La crisis derivada del covid afecta con mayor gravedad a Ibiza que al resto de Balears, tal y como se desprende del balance de la actividad anual de Cáritas presentado ayer. Como contrapartida al incremento de la demanda de ayudas sociales, la entidad diocesana también recibió mayor respuesta solidaria de la sociedad pitiusa, recaudando más de 340.000 euros en donaciones de particulares y empresas durante el año pasado.

De los más de 3.000 personas atendidas en 2020, más de la mitad, 1.736, son usuarios que han acudido en busca de ayuda, por primera vez, tras la irrupción de la pandemia. Solamente la cifra de los nuevos solicitantes atendidos por la entidad supone, prácticamente, el mismo número de usuarios registrados en 2019, según compara el coordinador de Cáritas Diocesana de Ibiza, Gustavo Gómez.

De igual manera, el número de nuevos usuarios de Ibiza triplica a los registrados en Menorca y supone una cuarta parte de los de Mallorca, cuando la población global de esta isla es seis veces mayor. 

Puntas de la demanda

En los momentos de mayor explosión de la demanda de ayudas, al inicio de la pandemia, el número de usuarios en Cáritas Diocesana de Ibiza se incrementó un 70% en abril con respecto al mismo mes de 2019 y hasta un 118% en junio, frente al 50,5 y el 65,9, respectivamente, registrado en el conjunto de Baleares, según detalla el balance anual de la entidad.

Cola en Cáritas durante el confinamiento. César Navarro

Esta avalancha en la demanda se agravó aún más a causa de que Cáritas tuvo que renunciar a la mayor parte de sus voluntarios, el 70% en toda Balears, al tratarse de población de riesgo por ser mayores de 65 años. «En 2019 teníamos un centenar de voluntarios activos y ahora una treintena», apunta Gómez.

«Hubo un momento en que nos quedamos casi sin colaboradores, porque en nuestro voluntariado abunda la gente mayor y había que preservarla, con lo que tuvimos que hacer malabarismos para ampliar la plantilla y cubrir todos los servicios», recuerda el coordinador de Cáritas. No obstante, destaca que todo el trabajo ha podido salir adelante.

Trabajo cumplido

«Una de las cosas de las que estamos más satisfechos es que tanto los trabajadores como los voluntarios han podido atender a todas las personas, aunque con unos retrasos muy aceptables dado el volumen de usuarios que se ha generado», valora.

Tras el crecimiento exponencial registrado hasta el mes de junio, la demanda de usuarios, «aún en unas cifras muy elevadas», se ha ido estabilizando con unos porcentajes «entre el 50 y el 60%» de aumento respecto a 2019. Aello contribuyó, por una parte, la breve temporada turística que se desarrolló en julio y agosto. 

Durante 2020, Cáritas Diocesana concedió 207.569 euros en ayudas directas para las familias de Ibiza y 600 para gastos de infancia

decoration

Gómez también apunta que bastantes usuarios regresaron a la Península o sus países de origen después de la primera ola de covid, aunque «muchos que hubieran deseado partir no han tenido la posibilidad».

Durante 2020, Cáritas Diocesana concedió 207.569 euros en ayudas directas para las familias de Ibiza y 600 para gastos de infancia. Además, destinó 29.500 euros para reforzar la plantilla y hacer frente a los efectos de la crisis del covid, así como otros 12.700 en la compra de material sanitario.

Gómez agradece especialmente «a la sociedad pitiusa, que se ha volcado una vez más, así como a las administraciones y el tejido empresarial». «Debemos ser conscientes de que si no actuamos al ver gente sufrir a nuestro lado, estamos haciendo una sociedad peor», concluye.

1.736 Los nuevos usuarios de Cáritas a raíz del covid

Las 1.736 personas que han acudido por primera vez a Cáritas en Ibiza con la pandemia por el coronavirus igualan a todos los usuarios atendidos durante todo el año pasado por parte de la organización de la Iglesia. 

207.000 euros en ayudas económicas directas a las familias

Cáritas concedió el año pasado 207.569 euros en ayudas directas a familias necesitadas de Eivissa. 

12.700 euros para la compra de material de protección sanitario

Tras la irrupción de la pandemia, la entidad diocesana aportó hasta diciembre 12.7000 euros a sus usuarios para la adquisición de material sanitario.

Compartir el artículo

stats