Una «comisión ética» vigilará las cuotas de las ‘escoletes’ concertadas

La Conselleria descarta establecer un límite general y prefiere fijar medias de precios por zona nTAdmite tener tres centros «en el radar» por tarifas excesivas

Niños en una ‘escoleta’

Niños en una ‘escoleta’ / DI

Educación creará una «comisión ética» para supervisar qué cuotas cobran las escoletes concertadas a las familias. La Conselleria descarta fijar un límite general y prefiere fijar medias de precios por zonas y estar vigilante ante posibles incumplimientos.

Así lo ha explicado a este diario Ismael Alonso, director general de Personal Docente y Centros Concertados, que ha explicado que ahora mismo tienen tres centros «en el radar» por estar aplicando tarifas excesivas a las familias cuando a la vez están recibiendo dinero de la Administración para cubrir el coste de cuatro horas diarias de atención educativa a los niños de entre 0 y 3 años.

La no regulación de las cuotas en los centros concertados en el primer ciclo de Infantil es uno de los temas que preocupa y han expuesto varias voces, como las entidades de la Plataforma 0-3, expertos del sector, o, desde la oposición, el grupo socialista en el Parlament. Denuncian que esto genera inequidad y desigualdad en esta etapa educativa (sobre todo, indican, cuando no hay ni de lejos plazas públicas para todos los menores, con situaciones especialmente sangrantes en Ibiza y también en municipios mallorquines, empezando por Palma donde solo uno de cada diez niños menor de tres años puede optar a una plaza pública). Cabe señalar además que algunos ayuntamientos cubren también el coste del resto de horas y servicios de las escoletes que no bonifica Educación, pero no todos: otra desigualdad.

Ante la falta de plazas públicas, ya la anterior administración buscó apoyo en la red privada, fomentando que Centros de Educación Infantil privados se integraran en la llamada Xarxa Complementaria. Las familias que acudían a estos centros podían pasar así a beneficiarse de ayudas públicas, como las becas comedor. Después, pudieron pasar a beneficiarse también de la gratuidad, algo que ha disparado la demanda y el interés de los centros privados en sumarse a la Xarxa Complementaria. A partir de este curso, los centros de la Xarxa pasan a ser formalmente centros concertados y a recibir el dinero para la gratuidad de esta manera más estable, en vez de como se ha hecho este año, firmando convenios con cada uno de ellos.

Educación busca aumentar el número de plazas por distintas vías rápidamente y así el incremento en concertada será mucho mayor que en pública. Por lo que se sabe de momento, de cara al curso que viene el incremento de plazas públicas será de algo más de un centenar en toda Balears, al incorporarse grupos de 0-3 en cuatro colegios de Infantil y Primaria. La pública en principio sólo crecerá por ahí y no por la puesta en marcha de nuevas escoletes públicas municipales, proceso para que el hay fondos europeos pero que está estancando por las dificultades de gestión de los ayuntamientos, que ha propiciado que varios (como Palma, Búger, Marratxí o Búger) hayan renunciado al dinero y desistido de abrir escoletes.

Así, la concertada crecerá de forma mucho más destacada el próximo curso, no solo porque pasan a tener esta consideración los más de cien centros 0-3 que forman parte de la Xarxa, sino porque Educación por primera vez concertará grupos de estas edades a 19 centros como los del Parc Bit, el Pius XII, Santa Mónica o Sant Pere, que ya tienen subvencionada el segundo ciclo de Infantil, Primaria, Secundaria y algunos también Bachillerato.

Muchos de estos colegios ya tenían esta oferta antes pero de forma privada y algunos empezarán a ofrecerla como novedad el curso que viene, coincidiendo con la concesión del concierto.

A nueve centros 0-6 también se les ha otorgado el concierto el curso que viene para cubrir grupos de toda la etapa.

Suscríbete para seguir leyendo