Suscríbete 4 Billetes GRATIS Diario de Ibiza

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

José Perals Gracia

Se necesitan romanos: tomatada

Cuando mis amigos ibicencos me hablaron por primera vez de esta batalla, se me iluminaron los ojos de felicidad. Inmediatamente les pregunté qué tenía que hacer para participar y me respondieron que solo tenía que venir disfrazado de romano. Así lo hice y en el ferri de Baleària que llegaba a las 18.30 a Sant Antoni procedente de la península, me caractericé. Salí del barco conduciendo el coche disfrazado de romano. La policía portuaria no sabía si pararme para revisar el vehículo o directamente llevarme al área de psiquiatría de Can Misses. Al final, me dejaron continuar porque les expliqué que llegaba tarde a la batalla.

Cuando llegué al Arenal y me posicioné todo emocionado del lado romano, ¡oh, sorpresa!, todos mis amigos y conocidos estaban vestidos de cartagineses al otro lado de la red de separación. De esto, hace ya más de una década y he intentado venir siempre que he podido. Soy fiel al ejército romano josepí combatiendo en sus huestes.

En sus inicios, esta batalla se producía en la playa de es Pouet, mitad territorio de Sant Antoni y mitad de Sant Josep. Afortunadamente la playa se quedó pequeña rápidamente y se trasladó al Arenal de Sant Antoni, más grande y que permite una mayor presencia de la población que desea vivirlo en persona, amén del desembarco fenicio típico. Hace unos días, mi querido Mago Albert me comentó que este año la batalla ha estado a punto de suspenderse por falta de romanos. La historia se repite y la decadencia de Roma se hace notar en la tradición.

Queridos lectores, el ejército romano se muere, cada vez somos menos y si no ponemos los medios, acabaremos extinguiéndonos. Es necesario que el Consistorio de San Josep promueva esta tradición que solo persigue el pasar un rato agradable de buen ejercicio físico.

¡Josepís!, os necesitamos disfrazados de romanos para defender nuestro territorio e invadir San Antonio (recomendable escudo y gafas de protección). Próximo sábado 3 de septiembre a partir de las 19 horas en el Arenal de Sant Antoni.

Compartir el artículo

stats