Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Llama la atención

Llama la atención

Llama la atención

u La delicada situación que atraviesa la restauración de Eivissa por la duración de las estrictas restricciones en la isla que están castigando con dureza al sector, que ya no puede aguantar mucho más. Los establecimientos de comidas siguen sin poder cubrir gastos al no poder servir cenas y no poder abrir los interiores. Además, el horario tan limitado les impide servir a los comensales en dos turnos, como sí pueden hacer los negocios de restauración en Formentera.

u La sangría de parados en las Pitiüses, que no cesa. El mes de marzo se ha cerrado con récord de desempleados histórico, las contrataciones se han desplomado y el número de demandantes de trabajo es ya un 50% superior al que había hace un año en Eivissa y un 61% más del que registraba en 2020 Formentera. Ya hay en las islas 11.437 personas en paro, 3.000 más que el año pasado. Hay más parados en la construcción, en el comercio y en la hostelería. Este último sector es el más golpeado por el desempleo, lastrado por las restricciones en la hostelería.

Compartir el artículo

stats