PSOE

Espadas formaliza su renuncia a la alcaldía de Sevilla para tomar posesión como senador

El dirigente socialista debía renunciar como regidor antes de tomar posesión como parlamentario en la Cámara Alta

El secretario general del PSOE andaluz, Juan Espadas.

El secretario general del PSOE andaluz, Juan Espadas. / EP

EFE

El secretario general del PSOE andaluz, Juan Espadas, ha formalizado este lunes su renuncia a la alcaldía de Sevilla en un pleno municipal, lo que le permitirá tomar posesión esta misma semana como senador por designación autonómica.

El dirigente socialista ha adoptado esta decisión, que inicialmente se iba a materializar el 7 de enero, siguiendo el criterio de los servicios jurídicos del Parlamento, que establecieron que debía renunciar como regidor antes de tomar posesión como parlamentario en la Cámara Alta.

De esta forma, el pleno de la corporación municipal sevillana ha tomado hoy conocimiento de la salida de Juan Espadas como alcalde y concejal y será la número dos de la lista socialista, Sonia Gaya, quien coordine el periodo de transición hasta que tome posesión el nuevo alcalde, Antonio Muñoz.

De acuerdo con el Real Decreto 2568/1986 de 28 de noviembre por el que se aprueba el Reglamento de Organización, Funcionamiento y Régimen jurídico de las entidades locales, a partir de la renuncia al cargo de alcalde y miembro de la corporación se abre un periodo máximo de diez hábiles para la convocatoria del pleno de toma de posesión del nuevo alcalde de la ciudad.

En su escrito de renuncia, Espadas recuerda que ha estado más de diez años en la vida municipal -los cuatro primeros como portavoz del PSOE en la oposición y los seis últimos como regidor-, y asegura que ser alcalde de Sevilla es un "apasionante camino" en el que sólo siente "agradecimiento y satisfacción".

Así, subraya el "privilegio" de haber representado a su ciudad entregándose "por completo" a su servicio y habiéndose sentido siempre "acompañado" de la mano de la ciudadanía "sintiendo su confianza, crítica constructiva y comprensión en los momentos fáciles y también en los difíciles, en los que seguro que pude haber hecho más y mejor -afirma-".

Destaca de su etapa el plan estratégico "Sevilla 2030, una ciudad compartida" con el que Sevilla prepara su futuro respetando "su importante pasado y sus tradiciones".

Según Espadas, cuando tomó posesión por primera vez como alcalde en junio del 2015, él y su equipo tuvieron claro su trabajo, "construir juntos" una ciudad mejor de la que se encontró, con más oportunidades para el empleo y la vivienda, especialmente de los jóvenes; una ciudad más atractiva para la inversión y en la que "el propio Ayuntamiento usara todas las herramientas a su alcance para ser el principal dinamizador de la economía".

"Con sentimiento profundo y con el mismo sentido de la responsabilidad con el que siempre he asumido que estar en política es la mejor forma de rebelarse ante las injusticias o ante una realidad que te gustaría contribuir a mejorar y tomar partido para cambiarla, he tomado la decisión de renunciar a la Alcaldía para seguir trabajando por mi ciudad pero ahora también por Andalucía", explica.

Espadas finaliza asegurando que mantiene "la ilusión intacta, con la confianza de que el proyecto de progreso para Sevilla continúa y con el orgullo de haber servido a mi ciudad dando todo lo que ha estado en mi mano -concluye-".