Elecciones en Madrid

La Junta Electoral declara que Iglesias y Ayuso infringieron la ley en las elecciones de Madrid

El órgano declara que el líder morado vulneró el artículo 50 de la Loreg por grabar el anuncio de su candidatura desde su despacho de vicepresidente del Gobierno

Pablo Iglesias.

Pablo Iglesias. / EFE

Ángeles Vázquez

Con la inusual forma en la que se han convocado elecciones en Madrid no parece extraño que la Junta Electoral regional vaya a tener trabajo. Este jueves la madrileña ha declarado dos infracciones de la Ley Orgánica del Régimen Electoral General, una del vicepresidente del Gobierno Pablo Iglesias y otra de la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso. La del primero es por haber grabado en su despacho oficial el vídeo en el que anunció su candidatura a las elecciones de la Comunidad de Madrid por Unidas Podemos, mientras que la de Díaz Ayuso es por haber pedido el voto para el PP en una rueda de prensa sobre la Covid-19.

La Junta Electoral aprecia la vulneración de Iglesias "en la medida en que la grabación parece realizarse en su despacho institucional", lo que "se puede considerar como un acto organizado, directa o indirectamente, por un poder público, y en la medida en que en la intervención se efectuaron extensas alusiones a los supuestos logros obtenidos por Podemos en el Gobierno de coalición".

Solo cómo votar

El artículo 50 de la Loreg declara que tras una convocatoria electoral los poderes públicos solo pueden desarrollar "una campaña de carácter institucional destinada a informar a los ciudadanos sobre la fecha de la votación, el procedimiento para votar y los requisitos y trámite del voto por correo, sin influir, en ningún caso, en la orientación del voto de los electores".

Ayuso es advertida por la Junta de que "debería tener más cuidado para no incurrir en este tipo de actuaciones", porque en la rueda de prensa que dio el 15 de marzo sobre el covid pidió el voto para su partido. Sus otras dos comparecencias públicas denunciadas por Más Madrid y el PSOE no han supuesto vulneración de la norma electoral, según la Junta.