Bienestar Social

El Consell plantea un acuerdo a los empleados de la residencia Cas Serres

La plantilla deberá estudiar la propuesta, que incide en las sustituciones y la reducción de la jornada semanal, y deja en el aire la protesta del 28 de junio

Isaac Vaquer

Isaac Vaquer

Los trabajadores del Hospital Residencia Asistida Cas Serres tienen sobre la mesa una propuesta de mejoras laborales planteadas por el Consell de Ibiza que podrían suspender el calendario de protestas, que incluía una concentración frente a la sede de la institución insular el próximo 28 de junio.

Representantes sindicales se reunieron ayer con Recursos Humanos para recibir esta proposición, motivo por el que, en principio, se había cancelado la concentración prevista para el mediodía de ayer. A pesar de todo, una decena de trabajadores salió a la puerta de la residencia para reclamar mejoras laborales que equiparen su situación a la que ofrece la Comunidad Autónoma a los empleados de sus centros asistenciales.

Según explicaron fuentes sindicales, la propuesta hecha por el Consell se planteará la semana que viene a los trabajadores para valorar si se acepta y se suspenden las protestas. Sin entrar en detalles respecto al contenido de la oferta del Consell, «dado que antes deben conocerla los trabajadores», explicaron que aborda «todos los problemas que se venían denunciando». Principalmente la cobertura de las ausencias y la reducción de la jornada semanal, que los trabajadores reivindican que sea de 35 horas, equiparándose a la de los trabajadores autonómicos.

Recientemente, el Govern ha aprobado, dentro del decreto de simplificación administrativa, un complemento de 300 euros para las plazas de difícil cobertura de las residencias de la isla de Ibiza que dependen de la Fundación de Atención y Apoyo a la Dependencia. Este era otro de los temas que se reclamaban, pero que desde los sindicatos indicaron que «no es tan importante» como los dos anteriores.

El sindicato convocó las protestas el 14, 21 y 28 de junio para reclamar mejoras que evitaran, precisamente, la fuga de profesionales a las instituciones sociosanitarias que dependen del Govern.

Tras la reunión con los trabajadores, se concertará una nueva reunión con el Consell antes del viernes de la semana que viene. «De momento sigue en pie la protesta del día 28, pero, lógicamente, si los trabajadores aprueban la propuesta del Consell, se cancelará», señalaron los representantes sindicales.

Sin entrar a detallar la propuesta, desde los sindicatos valoraron que «intentan corregir algunas cosas que para nosotros son importantes», aunque insistieron en que «la última palabra la tienen los trabajadores.

Suscríbete para seguir leyendo