El trabajador fallecido en la depuradora de Ibiza se desmayó cuando subía por la escalera del tanque

El joven bajó al depósito mientras un compañero le esperaba arriba: "Aquí no se puede estar", le dijo antes de empezar a subir la escalera

Detalle de las instalaciones de la nueva depuradora de Ibiza.

Detalle de las instalaciones de la nueva depuradora de Ibiza. / Toni Escobar

César Navarro

César Navarro

Pedro Pasanissi Vives, el joven de 24 años que falleció alrededor de las tres de la tarde de este miércoles en las instalaciones de la nueva depuradora de Ibiza, que se construye en un terreno situado detrás del complejo de Sa Coma, se desmayó cuando intentaba salir del depósito al que había bajado, es posible que para realizar labores de mantenimiento.

Al parecer, es una arqueta en la que se acumulan aguas sucias (las fuentes consultadas por este diario matizan que no son fecales), y de ella emana un fuerte hedor, fruto al parecer de los gases que acumula. Fuentes próximas a este accidente laboral detallan que el joven descendió hasta el fondo del depósito mientras un compañero le esperaba arriba.

Entonces, en un momento dado, comentó: "Aquí no se puede estar", y de inmediato empezó a subir por las escaleras que comunican el tanque con el exterior. A medio camino se desmayó, añaden las mismas fuentes, posiblemente causa de la inhalación de estos gases.

Su cuerpo no presentaba signos de golpes o lesiones importantes, por lo que en un primer momento se podría descartar que cayera de una altura importante. En cualquier caso, todo queda pendiente de la autopsia que debe hacerse del cadáver, que se encuentra en Pompas Fúnebres.

Instalaciones de la nueva depuradora de Ibiza.

Instalaciones de la nueva depuradora de Ibiza. / Toni Escobar

Las mismas fuentes añaden que los compañeros que le atendieron en cuanto pudo ser rescatado del fondo del depósito hicieron una "gran labor" y lograron mantenerle con pulso hasta que llegaron los servicios sanitarios de emergencia, que nada pudieron hacer por su vida.

No ha trascendido si el joven bajó a la arqueta con los necesarios y correspondientes sistemas de protección. Desde el Ministerio de Transición Ecológica siguen sin informar de este trágico accidente laboral, a pesar de que la construcción de la nueva depuradora es de su responsabilidad. El mismo miércoles, pocos minutos después del suceso, Diario de Ibiza llamó al departamento de Prensa del Ministerio, desde donde declinaron informar y remitieron a Es Diari a una dirección de correo electrónico. Tampoco han respondido.