La huelga de tripulantes ha suspendido de forma indefinida el servicio de bar en todos los vuelos de la compañía. El motivo, según cuenta la propia tripulación a todo el pasaje a través de la megafonía del avión, es la huelga que el sindicato de los trabajadores de la aerolínea convocó todos los viernes, domingos y lunes entre noviembre y el 31 de enero de 2023, además de los días 1 de noviembre; 6, 8, 24 y 31 de diciembre; y 5 de enero.

Vueling recuerda que desde el mes de abril de este año está negociando el cuarto convenio colectivo de tripulantes de cabina, lo que se concretó este verano en incrementos salariales de un 6,5% desde el 1 de enero de 2021. No obstante, la aerolínea ve las peticiones del sindicato de incrementos salariales del 33% hasta 2025 como "inviables" y ha vuelto a apelar a la "responsabilidad" del sindicato para que desconvoque los paros.

De hecho, Vueling opera hoy, 2 de diciembre, el 84% de sus vuelos tras cancelar 94 por la huelga de tripulantes de cabina aunque la compañía ha ofrecido con antelación alternativas a los clientes afectados y el 96% han sido ya reubicados o han solicitado el bono o reembolso.

La compañía está operando este viernes con normalidad 507 vuelos, el 84% de los que tenía programados en toda su red, tras cancelar de manera preventiva 94 que no estaban protegidos por los servicios mínimos para la nueva jornada de huelga de los tripulantes de cabina.

Como lleva ya haciendo desde que se iniciara esta ronda de paros el pasado 1 de noviembre, la compañía ha ofrecido con antelación alternativas a todos los clientes a los que se ha cancelado el vuelo y el 96% han sido ya reubicados o han solicitado el bono o reembolso.