Día del Periodista 50% DTO. Diario de Ibiza

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Enseñanza

José Manuel Bar, en Ibiza: «En Educación hemos pasado de una ley tapón a una ley ventana»

El secretario de Estado de Educación clausura el 43º Congreso de la Federación de Asociaciones de Directivos de Centros Educativos Públicos de España, que se ha celebrado por primera vez en Ibiza y se ha centrado en la Lomloe y la profesionalización de la función directiva

8

Antonio Márquez, José Manuel Bar y Antonio González Picornell, ayer en el acto de clausura del Congreso de Fedadi. VICENT MARI

El secretario de Estado de Educación, José Manuel Bar, clausuró ayer en la sede de la UIB de Ibiza el 43º Congreso de la Federación de Asociaciones de Directivos de Centros Educativos Públicos de España (Fedadi), en el que han participado también dos directoras generales, la de Planificación y Gestión Educativa, María Ángeles Muñoz; y la de Evaluación y Cooperación Territorial, Mónica Domínguez.

«He venido para mostrar el apoyo decidido del Ministerio de Educación a vuestra importante y difícil labor, mi intención no es poneros deberes ni explicaros cómo se dirige un centro, lo que quiero es aprender de vosotros», dejó claro nada más empezar su intervención el que fuera hasta el año pasado coordinador de la inspección educativa en Ibiza y Formentera. Su discurso se centró, sobre todo, en defender la nueva ley orgánica de educación, aprobada en diciembre de 2020. La reforma educativa, señaló, era «imprescindible y necesaria para incorporar mandatos de los organismos internacionales», pero sobre todo «para dar cabida al nuevo paradigma de educación que estaba aflorando en muchos centros». «Teníamos que pasar de una ley tapón (Lomce), que impedía una serie de innovaciones, a una ley ventana (Lomloe), que nos abriese posibilidades y que, entre otras cosas, nos diese autonomía a los centros», subrayó.

El secretario de Estado de Educación reconoció que no es fácil «aplicar en las aulas» este «cambio de paradigma» que supone la Lomloe: «Es complicado y lleva su tiempo y, sobre todo, tiene resistencias, algunas de ellas razonables porque es cierto que ha habido cierto apresuramiento y que el profesorado está agobiado con su aplicación».

«Tomaros vuestro tiempo, una reforma educativa, y sobre todo si es integral, no se hace en un día, en una semana o en un año», afirmó dirigiéndose a los representantes de las asociaciones de directores de centros educativos de Secundaria que conformaban la mayor parte del público. Bar habló también de retos como el de «gestionar los centros como un proyecto colectivo», de la importancia de «acabar con la cultura de la repetición en España» y de la necesidad de poner recursos para hacer frente «a la brecha digital creada a raíz de la pandemia».

Con las palabras del Secretario de Estado de Educación y una demostración de ball pagès de la Colla de sa Bodega se despidió el Congreso de Fedadi, el primero que se celebra en Ibiza.

La Lomloe y la profesionalización de la función directiva centraron esta edición, organizada por la Associació de directors i directores de centres de secundària i centres de règim especial de les Pitiusas (Adespi). Durante tres días, desde el pasado 17 de noviembre, se han dado cita en la sede de la UIB de Ibiza representantes de asociaciones de directivos de centros educativos públicos de Balears, Andalucía, Aragón, Cantabria, Castilla y León, Euskadi, Galicia, La Rioja, Madrid, Murcia, Navarra y Valencia.

Intervención de Antoni Morante Milla, director general de Planificación, Ordenación y Centros del Govern. Vicent Mari

En este tiempo los participantes han asistido a ponencias y han trabajado en grupos para desarrollar el «marco español para la buena dirección escolar», que, como explicó el presidente de Fedadi, Antonio González Picornell, se sustenta en cinco pilares: «formación, selección evaluación, reconocimiento y competencias». Estos aspectos los tocó en el acto de clausura el director general de Planificación y Ordenación y Centros del Govern, Antoni Morante Milla, que puso el acento en la necesidad de seguir «avanzando en la profesionalización de la función directiva». «Desde la conselleria balear de Educación consideramos que la Lomloe va en la dirección correcta», señaló antes de mencionar la nueva Ley de Educación de Balears y «un nuevo reglamento orgánico de centros» que se publicará «en enero del próximo año y que pretende dar más autonomía y flexibilidad organizativa a los centros y reforzar la función directiva». Morante insistió en la necesidad de «mejorar la selección de los equipos directivos y su reconocimiento incrementando la retribución económica que reciben, que no se corresponde con la responsabilidad y la complejidad de su tarea».

También intervino en la clausura del congreso el presidente de Adespi, Antonio Márquez, muy agradecido por la confianza depositada en la asociación pitiusa y por la implicación en el evento del Ministerio Educación, el Govern, los consells de Ibiza y Formentera y el Ayuntamiento de Ibiza. La celebración del congreso en la isla, destacó, ha permitido que los centros que integran Adespi conozcan el funcionamiento interno de Fedadi y puedan aportar propuestas a los temas abordados y ha servido, de paso, para dar a conocer Ibiza fuera de temporada.

Compartir el artículo

stats