Suscríbete 4 Billetes GRATIS Diario de Ibiza

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Santa Eulària retira en s’Estanyol y Cala Olivera restos del yate de lujo hundido en Ibiza

Los profesionales a cargo del pecio colocaron entre ayer y el lunes dos barreras para contener la contaminación en el mar

8

Labores de reflotamiento del yate hundido en Ibiza

Pequeños restos cubiertos de hollín procedentes del barco incendiado en Cala Saona llegan desde el lunes a parte del litoral de Santa Eulària, en cuyas aguas permanece hundido el ‘Aria SF’ desde la tarde del domingo. La empresa de limpieza del Ayuntamiento, Herbusa, comenzó ayer a retirar las partículas que habían ido llegando a tierra firme. El Consistorio precisó que, «al menos en s’Estanyol, la limpieza es manual porque la empresa considera que no debe usarse maquinaria».

Por su parte, cerca de la costa, los trabajadores contratados por el armador instalaron la tarde del lunes una barrera oleofílica e hidrófuga, alrededor de la cual se dispuso otra fija durante la mañana de ayer, explicó el responsable de Salvamento Marítimo en las islas, Miguel Chicón, quien, sin embargo, advirtió de que no son «la panacea, evidentemente», dando a entender que su eficacia puede ser limitada y filtrar sólo parte de la contaminación.

Chicón detalló que, con toda probabilidad, en el barco queda algún resto de combustible, aunque que las llamas habrían consumido la mayor parte del gasoil del ‘Aria SF’. Por ello, una de las mayores preocupaciones ahora es evitar que se produzca un vertido. De hecho, los buzos tratan de recuperar el gasoil del barco para reducir al máximo esta amenaza, apuntó.

Mientras tanto, las barreras de contención instaladas, concretó el jefe de Salvamento, absorben los restos de aceite en el agua. Chicón explicó que se han detectado pequeñas irisaciones en la superficie, que dan cuenta de la presencia de combustible, si bien aclaró que no puede hablarse de vertido.

Tres personas observan el jueves el incendio del ‘Aria SF’. | VICENT MARÍ

Asimismo, Chicón aseguró que los equipos de Salvamento que han estado en el terreno no habían observado restos de material del barco sobre el litoral próximo al pecio, si bien concedió que «lo que para nosotros puede ser poco para otro puede ser mucho», en referencia a la posible cantidad de material procedente del pecio.

Por su parte, un vecino de Jesús aseguró a este diario que los restos se habían dispersado por la corriente y los vientos hasta tal punto que no creía posible ya la limpieza de todo el material desprendido.

Diario de Ibiza también trató de ponerse en contacto con Capitanía Marítima, quien se limitó a remitir al redactor a la empresa que se encarga de los trabajos con el buque y se negó a hacer más declaraciones sobre las tareas de rescate del pecio.

Compartir el artículo

stats