Suscríbete

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los taxis estacionales comienzan a operar en la ciudad de Ibiza sin los descansos obligatorios fijados

El Ayuntamiento firma al fin el convenio del GPS con la Federación Insular del Taxi

El presidente de la Fitie, Antoni Riera, y el concejal Aitor Morrás firman el convenio. | D. I.

El primer turno de taxis estacionales de la ciudad de Ibiza empieza a operar esta medianoche sin un cuadro con los días libres que, por primera vez, se verán obligados a cumplir todos los conductores del municipio durante la temporada turística.

Todos los taxis tienen que parar un día a la semana en verano para garantizar el descanso de los conductores. Para ello, el Consistorio obliga a los taxistas a dejar en el garaje el vehículo. Esta decisión del Consistorio causa mucho malestar entre el sector del taxi que, a finales del año pasado, convocó diversas movilizaciones en señal de protesta que no sirvieron para nada.

De los 146 taxis con licencia fija, cada día deberán descansar 17, la misma cifra que las estacionales (146 también en total, aunque entre el 15 de mayo y el 15 de junio y el 15 de septiembre y el 15 de octubre sólo operarán la mitad).

Hace meses se aprobó el calendario de los días libres de los vehículos con licencia fija. Pero el Consistorio no ha llegado a tiempo para cerrar el cuadro con los descansos de los conductores de los taxis estacionales, aunque espera hacerlo a principios de la semana que viene.

Audiencia preceptiva

Para ello, ha convocado el lunes a las asociaciones de taxis del municipio a una reunión a primera hora de la mañana para recoger sus aportaciones. El concejal de Movilidad, Aitor Morrás, recuerda que es «preceptivo» escuchar las propuestas del sector, por lo que no se puede obviar este trámite.

Esta misma semana, el Consistorio remitió a las asociaciones un escrito en el que les recordaba que podían presentar propuestas de calendario y les pedía que lo hicieran antes del jueves con la finalidad de que hubiera «tiempo para preparar el correspondiente decreto antes del inicio del plan estacional». Morrás explica que sólo ha presentado su propuesta una asociación minoritaria, por lo que para no retrasar más esta cuestión ha convocado el lunes a todos los representantes del colectivo del taxi.

Morrás asume que los taxis estacionales empezarán a operar sin un cuadro de descansos aprobado y lo atribuye a la carga de trabajo del departamento de Movilidad del Ayuntamiento, que ha trabajado los últimos dos meses en «sacar cosas importantes», como los exámenes de conductor, el plan de licencias estacionales y las nuevas 12 fijas que «saldrán pronto». «Todo esto es muy laborioso y lo hemos hecho en tiempo récord», indicó, al tiempo que apuntó también que hasta el jueves no se cerró definitivamente el listado de licencias estacionales, ya que se han producido algunas bajas (entre cinco y siete, según el concejal de Movilidad) y se han tenido que sustituir con solicitudes que estaban en «la reserva».

El GPS, sobre la campana

Por otra parte, el Ayuntamiento formó ayer al fin el nuevo convenio con la Federación Insular del Taxi de la Isla de Ibiza (Fitie) para que opere el servicio de GPS. Es el segundo operador municipal, pero el mayoritario. Con la firma del acuerdo, se llega a tiempo para que la flota de taxis estacionales que empiezan esta noche a operar puedan instalar este GPS.

Las tarifas del GPS no varían con respecto al servicio que ya operaba la Fitie por encargo de la asociación mayoritaria de taxistas de la ciudad y que fue rescindido unilateralmente por el Consistorio por incumplir el reglamento propio al prestar servicios a taxis de otros municipios. Los titulares de licencia fija deben abonar 95 euros al mes y por las estacionales, 125 euros. En este último caso, la Fitie obliga a las estacionales a pagar por adelantado los 500 euros de los cuatro meses de temporada. Las tarifas se deberán revisar cada año en función de los ingresos que genere el servicio, según explica Morrás.

El nuevo convenio para operar el servicio de GPS firmado por el Ayuntamiento de Ibiza y la Federación Insular del Taxi de la Isla de Ibiza (Fitie) tiene una vigencia de un año, prorrogable hasta cuatro más. Como novedad, este acuerdo incluye la obligación del operador de facilitar al Ayuntamiento el acceso remoto a la plataforma de gestión del GPS para consultar en tiempo real el funcionamiento del servicio. Pese al acuerdo alcanzado, la Fitie todavía no puede prestar servicios del GPS de Vila a taxis de otros municipios. Deberá esperar a que entre en vigor la nueva orden insular de carga y descarga del taxi, en la cual por primera vez se regula el funcionamiento del GPS en el ámbito insular. El Consell de Govern lo aprobará el lunes, y se prevé que su aplicación sea inmediata.

Compartir el artículo

stats