Suscríbete

Diario de Ibiza

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Consell avisa de que limitar el precio del alquiler «no funcionará» en Ibiza

El PSOE reprocha a Mariano Juan su firma en favor de la rehabilitación de los Don Pepe, que le «inhabilita» para su cargo

Momento del pleno de ayer en el que se aprobó un punto del orden del día por unanimidad. VICENT MARÍ

El vicepresidente primero del Consell de Ibiza, Mariano Juan, advirtió ayer en el pleno de la institución de que la regulación del precio del alquiler previsto en la nueva ley estatal de vivienda «no funcionará en Ibiza». En este sentido, recordó que las experiencias similares que se han llevado a cabo en Berlín, París o Barcelona «han fracasado».

«Esto es más viejo que ir a pie y no funciona porque las cosas valen lo que valen, lo que la gente está dispuesta a pagar. Que un papel diga que una cosa vale ‘x’ tiene unas consecuencias, como que se genere una economía sumergida con pagos en negro», advirtió Juan, a lo que agregó que, además, se producirá, según su opinión, una bajada de la oferta de viviendas. «Sé que es feo decir todo esto y que no queda bien, pero esta medida no funciona y tiene estos efectos», dijo para justificar la negativa del equipo de gobierno a aprobar una propuesta del grupo del PSOE para que la institución manifieste su apoyo a la ley estatal de vivienda.

También cuestionó Mariano Juan cuántos grandes tenedores y fondos buitres hay en Ibiza, que es a los que la ley prevé regular el precio del alquiler. «Aquí [en Ibiza] no hay. No servirá esta ley aquí, sí en Madrid y Barcelona», indicó el vicepresidente primero, que agregó que, según su criterio, la receta para tratar de resolver el problema del acceso a la vivienda pasa sobre todo por «la actualización de los planeamientos urbanísticos [de Vila, Sant Josep y Sant Antoni]» para que haya suelo para construir promociones de viviendas de protección tanto públicas como privadas y «reducir la burocracia».

Precios «disparatados»

El portavoz del PSOE, Vicent Torres, recordó a Juan que el PP «sí pagó en negro» la reforma de su sede en Madrid y defendió que el Partido Socialista está «comprometido» en abordar el problema de la vivienda desde «el punto de vista social y no de la especulación». Torres destacó que en Ibiza los precios de los alquileres son «disparatados», lo que «obliga a las familias a hacer equilibrios para llegar a final de mes». Torres aprovechó una de sus intervenciones para arremeter contra los cargos del PP, en especial del vicepresidente primero y conseller de Territorio, que han firmado a favor de que se paralice el desalojo de los residentes de los apartamentos Don Pepe y se permita la rehabilitación de sus viviendas. «Usted debería ser el garante de la legalidad y pide [a través del documento de apoyo a los afectados] que les den licencia cuando el Consell ha dicho que no se puede. Es un hecho muy grave que le inhabilita como conseller de Territorio para ejercer su responsabilidad», destacó Torres, que agregó: «Respetamos a las personas que lo han firmado, pero usted debe saber lo que firma. Rectifique o deje su cargo».

En su réplica, Mariano Juan le recordó a Torres que si el Ayuntamiento «no es capaz de dar la licencia» para la rehabilitación del edificio, el PSOE y sus socios políticos tienen mayoría en el Parlament balear «para cambiar la ley». «Y si no, apechuguen», destacó Juan, que, además de instar al PSOE a trabajar «con más humanidad», le recordó que para «construir un campo de fútbol [en Vila], sí se ha cambiado la ley».

Por otro lado, el equipo de gobierno sí respaldó la propuesta de Unidas Podemos de crear una mesa para abordar los problemas de la vivienda en Ibiza, que se aprobó por unanimidad, con la participación de la sociedad civil y los ayuntamientos y, a petición del PP, también del Govern balear, que es la Administración que ostenta esta competencia.

Compartir el artículo

stats