Tribunales

Vigilancia Penitenciaria deniega el tercer grado para el expresidente del PP de Ibiza José Juan Cardona

El juez alega la gravedad de los delitos, el tiempo pendiente de cumplimiento y la no asunción de la comisión del delito

José Juan Cardona ingresa en la prisión de Ibiza tras un permiso. Sergio G. Cañizares

José Juan Cardona ingresa en la prisión de Ibiza tras un permiso. Sergio G. Cañizares

Redacción

El expresidente del PP de Ibiza y exconseller de Industria del Govern balear con Jaume Matas, el ibicenco José Juan Cardona, ha visto rechazado el recurso contra la denegación en diciembre pasado, por parte de la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias, de su solicitud para acogerse al tercer grado penitenciario (que le permitiría acudir únicamente a dormir a la prisión), pese a haber cumplido ya casi ocho años de reclusión del total de 16 a los que fue condenado por un caso de corrupción con fondos públicos en la conselleria del Govern que dirigía.

José Juan Cardona, en la oficina de Cáritas, donde trabaja de voluntario. César Navarro

José Juan Cardona, en la oficina de Cáritas, donde trabaja de voluntario. / César Navarro

El Juez de Vigilancia Penitenciaria de Baleares alega en su negativa a aceptar el recurso de Juan Cardona la gravedad de los delitos, el tiempo de condena que tiene pendiente de cumplimiento y la no asunción de la comisión del delito por el que fue juzgado y condenado.

Además, en su resolución el juez indica que, como Juan Cardona "actualmente goza del beneficio del Art100.2 del Reglamento Penitenciario que le permite salir de la prisión a trabajar, resulta prudente esperar a ver cuál es su evolución en ese régimen", según apunta la ex Defensora del Pueblo María Luisa Cava de Llano, que ejerce de abogada de Juan Cardona. "Han pasado seis meses desde esa petición y en breve espacio de tiempo [el condenado] podrá volver a efectuar la petición habida cuenta de su evolución durante estos meses sin ningún tipo de incidencia", añade Cava de Llano.

La decisión del Juzgado de Vigilancia Penitenciaria de Baleares, adelantada ayer miércoles por El Mundo, es un nuevo golpe para el expolítico ibicenco, que en noviembre del año pasado explicaba a Diario de Ibiza, en un receso de su jornada como voluntario en Cáritas, que esperaba recibir el tercer grado en breve.

En sus primeras declaraciones a un medio de comunicación desde que en julio de 2013 ingresara en la cárcel de Ibiza, el exconseller de Industria eludía en noviembre hablar de su condena (16 años, la más dura para un político por corrupción dictada en España hasta ese momento) mientras esperaba que prosperara el recurso que ha interpuesto contra la denegación de su solicitud para disfrutar del tercer grado. Que ahora le ha sido denegado.

En julio de 2013 Cardona fue condenado a 16 años por un total de ocho delitos de corrupción, dentro del llamado Caso Scala, en el que también fueron condenados algunos de sus subordinados en la conselleria, aunque a penas muy inferiores, al haber admitido su responsabilidad en los hechos, cosa a lo que el conseller ibicenco siempre se negó, porque siempre ha defendido su inocencia. Un año más tarde, la sentencia condenatoria fue ratificada íntegramente por el Tribunal Supremo.

Hace exactamente un año, Cava de Llano promovió una recogida de firmas para pedir el indulto del exconseller, que sumó unas 2.000 adhesiones durante los primeros tres días.