Restricciones

La Policía desmantela una fiesta ilegal en Ibiza que duró nueve horas y denuncia a 20 personas

Los agentes denuncian a un hotel de Sant Antoni por ofrecer servicio a los clientes en el interior del local de forma reiterada

La policía desmantela una fiesta ilegal en Sant Antoni.

La policía desmantela una fiesta ilegal en Sant Antoni.

Redacción

La Policía Local de Sant Antoni ha paralizado este fin de semana una fiesta en una vivienda particular en la calle Pere de Portugal, en Sant Rafel. Los agentes acudieron tras recibir una llamada telefónica de un vecino a las 6.30 de la madrugada que denunció que desde la casa se estaba emitiendo música a un volumen muy elevado, han informado los agentes a través de un comunicado.

La Policía comprobó que en el interior había 20 personas que no cumplían ninguna de las medidas sanitarias decretadas para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por el covid, y que incumplían la normativa que impide la concentración de más de seis personas no convivientes de más de dos núcleos familiares en un domicilio. Los asistentes tampoco llevaban la mascarilla obligatoria ni mantenían ningún tipo de distancia de seguridad aunque se encontraban en un espacio muy reducido sin ningún tipo de ventilación, han informado desde la Policía.

El arrendador de la vivienda reconoció que se trataba de una fiesta de celebración que se había iniciado a las 22 horas, por lo que había durado 9 horas. La Policía Local, junto a la Guardia Civil, identificaron a veinte personas que se encontraban en el interior del inmueble e informaron al promotor de que se procedería a levantar un acta por incumplir la normativa actual.

Denuncia a un hotel

La Policía Local ha denunciado de nuevo durante este fin de semana a un establecimiento hotelero reincidente por no respetar la normativa para hacer frente al covid al permitir consumir en el interior. Las cuatro personas que se encontraban consumiendo en el interior sin ser clientes del hotel también han sido denunciadas. Hace dos semanas el local ya fue denunciado por no respetar las medidas preventivas frente al coronavirus por servir en el interior del local sin hacer uso de la mascarilla, no disponer del dispensador del gel hidroalcohólico ni cartelería informativa sobre el covid, además de no carecer de la documentación requerida para ejercer la actividad.

En la última semana, la Policía Local también ha levantado 21 actas por permanecer en la vía pública sin causa justificada durante el toque de queda y un acta por no hacer uso de la mascarilla obligatoria ni guardar la distancia de seguridad.

.