Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Formentera traslada a Negueruela las medidas consensuadas para un verano seguro

La presidenta del Consell y los representantes de la patronal plantean sus inquietudes al Govern

Un momento de la la rueda de prensa de Iago Negueruela en Formentera

Un momento de la la rueda de prensa de Iago Negueruela en Formentera

El conseller balear de modelo Económico, Turismo y Trabajo, Iago Negueruela, se ha reunido esta mañana en Formentera con los representantes del Consell y de las patronales locales para escuchar las inquietudes del sector turístico ante el inminente inicio de la temporada que se vive en un clima "de incertidumbre", ante la situación sanitaria derivada de la pandemia del covid.

La presidenta del Consell de Formentera, Alejandra Ferrer, le ha presentado el Plan de Reactivación Turística, aprobado por la Comisión de Ordenación y Promoción Turística, consensuado con la oposición de Sa Unió y la patronal en el seno de la Comisión de Ordenación y Promoción Turística.

El plan se divide en cuatro áreas que se refieren a aspectos sanitarios, control de estas medidas, información y un paquete referido a temas económicos, de promoción y modelo turístico.

Disponer de una infraestructura suficiente en Formentera que pueda absorber la demanda de test diagnósticos, ya sean PCR o de antígenos, es la petición prioritaria. En ese sentido el conseller balear se ha mostrado receptivo a la hora de colaborar en la instalación de una infraestructura que dé respuesta a esa demanda, pero tampoco se ha comprometido a que pueda llevarse adelante. Eso sí, ha asegurado que pondrá todo su empeño.

"Nos hemos puesto en contacto con empresas especializadas en este tipo de pruebas para que nos presenten una posible oferta para dar el servicio en Formentera con precios competitivos"

decoration

La presidenta del Consell, Alejandra Ferrer, ha explicado que ya se ha puesto en contacto con varias empresas para valorar cómo montar una infraestructura temporal en verano para asegurar un centro diagnóstico que dé garantías a que los visitantes de países que exigen pruebas covid a sus ciudadanos para regresar. De la misma forma que los residentes de Formentera que quieran salir también puedan realizarse el test. Todo esto tiene que ver que que la presencia de clínicas privadas en la isla es mínima, y que los test los deberán pagar los interesados por lo que también se pide que se fije un precio razonable para estas pruebas.

Alejandra Ferrer manifestó: "De hecho, ya nos hemos puesto en contacto con empresas especializadas en este tipo de pruebas para que nos presenten una posible oferta para dar el servicio en Formentera con precios competitivos", declaró la presidenta. "Desde el Consell y el sector, apoyaremos la puesta en marcha del servicio para que el precio de las pruebas sea igual que en el resto de territorios, y hemos pedido apoyo también al Gobierno", ha explicado. Este servicio también servirá para que los empresarios y trabajadores puedan hacer pruebas de forma periódica, y se pueda garantizar así la seguridad sanitaria hasta que Formentera no tenga el porcentaje suficiente de inmunidad comunitaria, según añadió.

Otra de las demandas planteadas al conseller balear de Turismo desde Formentera es que se fije un calendario concreto para la desescalada: "A partir del final del estado de alarma y, con medidas a lo largo del verano, que tengan en cuenta las características específicas de Formentera".

La presidenta, Alejandra Ferrer, también le ha reiterado la necesidad de que se establezcan dos tipos de cómputos a la hora de analizar la incidencia acumulada de casos de covid. Por eso el plan del Consell de Formentera pide que sea discriminada la población residente de la flotante (visitantes) ya que debido a la poca población ese criterio de la incidencia acumulada podría dispararse, distorsionando la realidad del contagio entre la población. Esta demanda, según ha asegurado Negueruela, ha sido contemplada y trasladada al Gobierno central.

Compartir el artículo

stats