Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La UD Ibiza no quiere más tropiezos y la Peña desea seguir en saldo positivo

Los peñistas, que pelean por no bajar a Tercera, se miden en casa a L’Hospitalet de Salinas

Imagen de archivo del último derbi entre la UD Ibiza y la Peña Deportiva.  | VICENT MARÍ

Imagen de archivo del último derbi entre la UD Ibiza y la Peña Deportiva. | VICENT MARÍ

UD Ibiza y Peña Deportiva disputan hoy una nueva jornada en la segunda fase de la Liga de Segunda B de fútbol, en la que los de Vila llegan más exigidos que los de Santa Eulària. El bloque celeste, que está en el grupo 3-C en busca de una plaza para el ‘play-off’ de ascenso a Segunda, debe ganar al Barça B (17.30 horas en Can Misses/IB3) tras su tropiezo frente al Andorra. Mientras, los peñistas, que se miden a L’Hospitalet (11.30 horas en Santa Eulària/IB3) buscan continuar en racha ascendente tras superar al Prat.

La nota en ambos encuentros será el regreso del público a las gradas de los dos recintos deportivos ibicencos, después de muchas semanas jugando encuentros a puerta cerrada por las altas cifras de covid en Ibiza. Ahora, con la entrada de la isla en fase 2, el Govern rebaja las restricciones y permitirá 400 espectadores en el estadio municipal de Vila y 250 en el de la Villa del Río.

En lo estrictamente deportivo, la UD Ibiza recibe a un rival directísimo en la clasificación, a un filial azulgrana que tiene justo por debajo. Los cachorros del Barça llegan al choque después de ganar el pasado fin de semana al Alcoyano por 2-1. Acumulan un coeficiente de 1,76 puntos por encuentro, por el 2,105 de los pitiusos, que deben evitar a toda costa caer en una dinámica negativa de resultados en esta fase decisiva. Ganar al Barça B sería el punto de inflexión perfecto porque los baleares darían un paso de gigante para estar en el ‘play-off’.

De momento, el bloque entrenado por Juan Carlos Carcedo tiene todavía margen y sólo una hecatombe lo dejaría fuera de la pelea final por ascender, pero lo importante es que recupere la buena esencia de juego y resultados de gran parte de la primera fase del torneo liguero.

El gran quebradero de cabeza para Carcedo será la baja del centrocampista Manu Molina, que es la brújula de su conjunto. El andaluz es junto con Rubén y Germán el único que supera los 1.600 minutos de juego, lo que indica su importancia. Probablemente su sustituto será Sibo, que podría formar en un trivote con Javi Pérez y Javi Lara, a no ser que Carcedo apueste por una línea de cuatro en la medular.

En el filial de Barça, un equipo de elegidos, el liderazgo en ataque lo llevan Rey Manaj (que acumula nueve goles esta temporada en la Liga) y Collado (que ya lleva siete). Ellos fueron los autores de los tantos que dieron la victoria a los barcelonistas frente al Alcoyano.

La Peña, a por otro triunfo

Por otra parte, la Peña Deportiva espera continuar en racha y mejorar sus registros en casa. El bloque dirigido por Raúl Casañ está en el grupo 3-E, en el que pugna por no bajar a Tercera.

Los de la Villa del Río se enfrentan a uno de los favoritos por evitar caer a la que será la quinta categoría del balompié español el curso que viene. Los catalanes, ahora mismo terceros en el grupo, empezaron goleando al Orihuela por 4-1, con tres goles del ibicenco Manuel Expósito Salinas, que se convierte en la gran amenaza para su exequipo, en el que también dio muchos partidos de gloria. Salinas lleva ya nueve goles en el torneo liguero este curso. Un excelente registro para el exfutbolista peñista.

La Peña llega al choque con las bajas de los sancionados Fonda y Marc de Val, además del lesionado Fran Torres.

Compartir el artículo

stats