Toda la razón le asiste a la señora Marí sobre este problema y como al parecer publicar noticias y cartas consigue resultados, ya que de un tiempo a esta parte los periódicos impresos en Ibiza se han convertido en Hojas de Reclamaciones, esperamos la publicación en rotativos europeos de sus comentarios. Porque sí, como comenta, esta situación está empezando a poder considerarse un delito contra la salud pública.

Sin embargo, aunque es palpable y evidente el poco interés, capacidad y coraje de los responsables políticos y la desidia manifiesta de Valoriza, no podemos dejar de constatar el alto nivel de incivismo, al que se añaden fuertes dosis de pasotismo y cómoda resignación de los residentes. Por otro lado, la mayoría de nuestros visitantes extranjeros y nacionales (aquí no se salva nadie) tampoco van a la zaga en contribuir a ello, ya que al parecer en su casa serán muy pulcros, pero aquí momentáneamente olvidan serlo... Esta enfermedad, la 'cochinosis' debe ser muy, pero que muy contagiosa.

Por ello, ruego encarecidamente a la señora Marí que, a la hora de redactar sus comentarios en otros idiomas, no se olvide de recordarles a nuestros posibles visitantes que sería de agradecer su colaboración. Con pagar una mísera aportación (ecotasa) no basta.

Debiera entenderse que, aunque de ningún modo voy a defender la gestión de la contrata de limpieza, otra cosa es asignar un operario de tal servicio por persona o incívico.

También recuerdo a los señores comerciantes, restauradores, empresarios varios y comunidades de propietarios que existen en el mercado a un módico precio lejía, fregonas y cepillos para adecentar su parte correspondiente de acera y/o aledaños.

No podemos estar esperando que, por pagar una tasa de basuras, nos quedemos en simples protestas esperando lo que nunca llega. Y aunque la recogida de firmas es loable, considero que demostrar que somos más eficientes que su contrata es más visible ¿no les parece? Señores... ¡a limpiar! / Senyors... a netejar!